Este archivo es una colección de apuntes y observaciones acerca de Pablo. La colección crecerá poco a poco. Siempre será un proyecto 'en construcción' y ninguna sección llegará a ser 'completa.' Para mis apuntes sobre otros temas, favor de consultar nuestro índice completo

Última actualización del presente documento: 02-12-2016

David Gifford

.Instrucciones

.no terminado

La teología de Pablo

La vida de Pablo

Las cartas de Pablo - convenciones literarias

Las cartas de Pablo - recursos generales

Pablo y Jesús

Pablo y la ley

Los títulos de cada sección son ligas, tanto en la sección misma como en el índice. Para compartir la liga de una sección específica de este documento en un texto, correo o red social, haz clic en la liga con el botón derecho y seleccionar 'copiar liga' o su equivalente.

Hemos dividido las secciones para que sean fáciles de imprimir por separadas.

  1. Configura tu navegador web, en la sección para imprimir, para mostrar números de página en los pies de página.
  2. Busca la sección que deseas imprimir, y observa los números de página de esa sección.
  3. Limita la impresión a las páginas que deseas imprimir.

En cada sección hemos puesto el ícono de una casa ( ). Al presionar este ícono, regresarás al inicio y el índice.

Este documento es para el beneficio y el provecho personal de sus lectores, y no lo considero una fuente académica. Es mejor citar mis fuentes que citar el presente documento.

  • Las citas entre comillas son citas exactas en español, o traducciones mías de citas en inglés. La información bibliográfica aparece en la .Bibliografía de recursos consultados.
  • Los apuntes donde indico la fuente sin comillas son apuntes donde resumo la fuente en mis propias palabras, o adapto las palabras de la fuente de manera machacada, resumiendo, parafraseando, omitiendo y añadiendo palabras a mi gusto, sin rigor académico.
  • Los apuntes que no indican una fuente son observaciones mías, o datos tan generales que no hay necesidad de indicar la fuente.

¿Es la ley buena o mala?

Por un lado, Pablo dice cosas como las siguientes:

  • "La Ley, pues, se introdujo para que el pecado abundara;" (Ro 5.20)
  • "Cristo nos redimió de la maldición de la Ley" (Gl 3.13)

Pero por otro lado, Pablo dice cosas como las siguientes:

  • "¿La Ley es pecado? ¡De ninguna manera!" (Ro 7.7)
  • "De manera que la Ley a la verdad es santa, y el mandamiento santo, justo y bueno." (Ro 7.12)

¿Somos muertos a la ley, o tenemos que cumplirla?

Por un lado, Pablo dice cosas como las siguientes:

  • "no estáis bajo la Ley, sino bajo la gracia" (Ro 6.14)
  • "habéis muerto a la Ley" (Ro 7.4)
  • "Pero ahora estamos libres de la Ley, por haber muerto para aquella a la que estábamos sujetos, de modo que sirvamos bajo el régimen nuevo del Espíritu y no bajo el régimen viejo de la letra." (Ro 7.6)

Pero por otro lado, Pablo dice cosas como las siguientes:

  • "Luego, ¿por la fe invalidamos la Ley? ¡De ninguna manera! Más bien, confirmamos la Ley." (Ro 3.31)
  • "para que la justicia de la Ley se cumpliera en nosotros" (Ro 8.4)
  • "el cumplimiento de la Ley es el amor" (Ro 13.10, v.t. Gl 5.14)

¿Debemos hacer un contraste agudo entre la ley y Cristo, o son compatibles?

Por un lado, Pablo dice cosas como las siguientes:

  • "…ministros de un nuevo pacto, no de la letra, sino del Espíritu, porque la letra mata, pero el Espíritu da vida" (2 Co 3.6)
  • "Y que por la Ley nadie se justifica ante Dios es evidente, porque «el justo por la fe vivirá». Pero la Ley no procede de la fe, sino que dice: «El que haga estas cosas vivirá por ellas». (Gal. 3.12)"

Pero por otro lado, Pablo habla de estar bajo la "ley de Cristo"

  • "a los que están sin Ley, como si yo estuviera sin Ley (aunque yo no estoy sin ley de Dios, sino bajo la ley de Cristo), para ganar a los que están sin Ley." (1 Co 9.21, v.t. Gl 6.2)

¿Qué significa que Cristo es el “fin” de la ley?

  • Pablo escribe, "pues el fin de la Ley es Cristo, para justicia a todo aquel que cree." (Rom 10.4)
  • Basándose en las enseñanzas de Pablo, algunos dicen que "fin" significa "terminación" o "conclusión". Otros, también basándose en las enseñanzas de Pablo, dicen que "fin" quiere decir "meta, objetivo, cumplimiento."

Primera solucion no adecuada:

  • "Hay contradicciones en las palabras de Pablo porque Pablo fue confundido o inconsistente cuando escribió"
  • Respuesta: Pablo parece haber sido un pensador y escritor cuidadoso.

Segunda solución no adecuada:

  • "Hay contradicciones en las palabras de Pablo acerca de la ley, porque el pensamiento de Pablo cambió a través de los años entre sus primeras y sus últimas cartas."
  • Respuesta: Muchos de los versículos contradictorios no vienen de diferentes cartas sino de la misma carta, especialmente Romanos.

Tercera solución no adecuada:

  • "Hay contradicciones en las palabras de Pablo acerca de la ley porque hubo un redactor que introdujo cambios a las cartas de Pablo años después."
  • Respuesta: No muchos eruditos proponen esta teoría. Esta teoría complica el asunto inecesariamente.

La ley y el legalismo

Según esta solución, los textos donde Pablo escribe negativamente acerca de la ley no hablan de la ley misma, que es buena. Lo que Pablo critica es el legalismo - el intento de justificarse delante de Dios por la obediencia de uno a la ley. Esta solución es la posición de George Eldon Ladd y C. E. B. Cranfield.

Evaluación

  • En los últimos años más y más eruditos dudan de que los Judíos del primer siglo usaban la ley para ameritar su salvación. Los Judíos ya se creían dentro del pacto, y obedecían la ley, no para entrar al pueblo de Dios, sino para mantenerse dentro de ellos.
  • Sin embargo, hay textos del NT que son difíciles de explicar sin apelar a la idea del legalismo.

Las diferentes partes de la ley

Según esta solución, debemos distinguir entre varias partes de la ley. Los Cristianos ya no están bajo algunas partes de la ley (por ejemplo, las leyes ceremoniales - los sacrificios - y las leyes civiles - la estructura del gobierno de Israel). Pero la ley moral todavía es vigente para el Cristiano. Esta solución es la posición de Orígenes, de Juan Calvino, y de la Confesión de Fe de Westminster art. 19.1-5.

Evaluación

  • Esta es una deducción razonable en base a los datos que encontramos en el NT.
  • Sin embargo, la Biblia misma no hace distinciones entre leyes ceremoniales, leyes civiles y leyes morales. La literatura judía y cristiana de ese tiempo tampoco hace esa distinción. Así que esta solución tiene la desventaja de no ser apoyada por la Biblia misma.
  • Algunos Cristianos abusan estas ideas, diciendo que la religión y las leyes en sí son malas, y debe ser reemplazada por una relación personal con Cristo, guiado por el Espíritu Santo. Pero el NT no condena la religión en sí o la idea de leyes y mandamientos en sí.

La solución de la Nueva Perspectiva de Pablo

Según esta solución, debemos distinguir entre la ley de Dios, que es buena, y el uso de la ley por los Judíos para excluir a los Gentiles y negarles la posibilidad de ser parte del pueblo de Dios. Los Judíos usaban la circuncisión, la dieta, y otras partes de la ley para distinguirse de los Gentiles y menospreciarlos. Era un racismo por el cual ellos se apoyaban en la distinción de la ley entre Judíos y Gentiles. Y Pablo anuncia que en Cristo, estas distinciones raciales que la ley introdujo han sido abolidas. Esta solución es la posición de E. P. Sanders, James Dunn, y N. T. Wright.

Evaluación

  • La mayoría de las críticas en contra de esta posición son más bien defensas de algún aspecto de las primeras dos posiciones.
  • El presente autor acepta a grandes rasgos esta posición como la solución principal a las supuestas contradicciones en Pablo acerca de la ley. Pero el presente autor no quiere negar la posibilidad de que algunos textos del NT combaten el legalismo. Y el presente autor quiere reconocer que la idea de diferentes conjuntos de leyes - ceremoniales, civiles y morales - es una idea útil para enseñar las diferencias entre el AT y el NT. No es seguro si Pablo mismo hubiera reconocido estas divisiones en las leyes, pero estas divisiones son una buena herramienta pedagógica para explicar cuáles de las leyes son vigentes para los Cristianos hoy en día y cuáles no.

Romanos 10.4 dice que Cristo fue el "fin" de la ley. Pero la palabra "fin" puede signficar "terminación, conclusión", o puede significar "meta, objetivo, cumplimiento." ¿Cómo debemos entender esta palabra en Romanos 10.4? Abajo proponemos que los dos significados de la palabra son aptos para describir la relación entre Cristo y la ley:


La terminación de la maldición de la ley

Cristo es la terminación de la maldición que trae la ley sobre todos los que no la guardan. Cristo tomó nuestra maldición en si mismo en la cruz.


La terminación de la influencia dañina de la ley

El pecado se aprovechaba de la ley para provocar en nosotros el deseo de desobedecer la ley, aunque en nuestra mente deseábamos obedecer la ley (Ro 7.7-25). Cristo pone fin a esta lucha interna por su Espíritu, que nos da la capacidad de guardar la ley (Ro 8.1-4).


El cumplimiento de la revelación

Cristo es el fin de la ley en el sentido de ser la meta hacia la cual la ley como revelación divina señalaba. Él es la realidad, donde la ley sólo fue la sombra.


El cumplimiento de los requisitos de la ley

Cristo es el fin o la meta de la ley en el sentido de cumplir con sus mandamientos como ningún otro ser humano pudo. Cristo cumplió con la ley perfectamente, y eso era la meta de la ley, guiar al ser humano en sus caminos.

Según los reformadores, la ley de Moisés contenida en el Pentatéuco tiene tres usos en la vida del Cristiano. Juan Calvino reconocía los tres usos, pero Martin Lutero sólo reconocía los primeros dos usos.


La función civil

La ley restringe el pecado y promueva la justicia civil.


La función pedagógica

La ley muestra a la humanidad su pecado. Hay tres partes de esta función:

  • La función cognitiva: La ley tiene la función de hacernos consciente de nuestro pecado y su pena (Ro. 3.20b, 7.7b, Gl. 3.19). La ley define al pecado y lo aplica a nuestra cuenta.
  • b. La función convertativa: La ley transforma un pecado en un hecho definido de transgresión. El pecado es más culpable cuando los que saben mejor lo cometan, porque es una traición consciente a una ley conocida (Ro 5.13, 4.15, v. t. Amos 3.1-2).
  • c. La función catalítica: La ley causa o provoca el pecado. La ley despierta al pecado en nosotros, y aumenta la cantidad de pecados que cometemos (Ro 7.5, 7.8-11; Ro 5.20, 1 Co 15.56). La ley despierta nuestra fascinación con lo prohibido. Escuchamos que algo es prohibido, y el hecho de saber que es prohibido aumenta nuestro deseo de hacerlo.

La función normativa

La ley es una guía para la conducta del Cristiano (Ro 3.31, 8.4, 13.8-10; Gl 5.14, 6.2; Ef. 6.2).

Satanás y los demonios

  • Satanás: Romanos 16.20, 1 Corintios 5.5, 7.5; 2 Corintios 2.11, 11.14, 12.7; 1 Tesalonicenses 2.18; 2 Tesalonicenses 2.9; 1 Tim. 1.20, 5.15
  • El diablo: Efesios 4.27, 6.11; 1 Timoteo 3.6-7, 2 Tim. 2.26
  • El maligno: 2 Tesalonicenses 3.3, Efesios 6.16
  • El dios de este mundo: 2 Corintios 4.4
  • Belial: 2 Corintios 6.15
  • El príncipe de la potestad del aire, el espíritu que ahora opera en los hijos de desobediencia: Efesios 2.2
  • Los demonios: 1 Corintios 10.20-21, 1 Timoteo 4.1

Los que se llaman dioses

  • 1 Corintios 8.5-6, Gálatas 4.8, 2 Tesalonicenses 2.4

Los poderes

  • Romanos 8.38-39, 1 Corintios 15.24, Colosenses 1.16, Efesios 1.20-21, 6.21
TérminoRomanos1 CorintiosFilipensesColosensesEfesios
angeloi8.38
archai8.3815.241.16, 2.10, 2.151.21, 3.10, 6.12
archon2.6, 2.82.2
bathos8.393.18
dunameis8.3815.241.21
enestota8.383.221.21
exousia13.115.241.16, 2.10, 2.151.21, 2.2, 3.10, 6.12
zoe8.383.221.20
thanatos8.383.221.20
kosmokrator6.12
ktisis8.391.16
kyriotes1.121.21
mellonta8.383.221.21
pneumatika6.12
hypsoma8.393.18

Es interesante notar que Pablo nunca habla acerca del exorcismo.

Definición

Catálogos de aflicciones son listas de todas las cosas que Pablo ha sufrido en su ministerio. Casi todos aparecen en 2 Corintios.


Lista completa

"¿Quién nos separará del amor de Cristo? ¿Tribulación, o angustia, o persecución, o hambre, o desnudez, o peligro, o espada?" (Ro 8.35)


"Porque según pienso, Dios nos ha exhibido a nosotros los apóstoles como postreros, como a sentenciados a muerte; pues hemos llegado a ser espectáculo al mundo, a los ángeles y a los hombres. Nosotros somos insensatos por amor de Cristo, mas vosotros prudentes en Cristo; nosotros débiles, mas vosotros fuertes; vosotros honorables, mas nosotros despreciados. Hasta esta hora padecemos hambre, tenemos sed, estamos desnudos, somos abofeteados, y no tenemos morada fija. Nos fatigamos trabajando con nuestras propias manos; nos maldicen, y bendecimos; padecemos persecución, y la soportamos." (1 Co 4.9-12)


"que estamos atribulados en todo, mas no angustiados; en apuros, mas no desesperados; perseguidos, mas no desamparados; derribados, pero no destruidos;" (2 Co 4.8-9)


"antes bien, nos recomendamos en todo como ministros de Dios, en mucha paciencia, en tribulaciones, en necesidades, en angustias; en azotes, en cárceles, en tumultos, en trabajos, en desvelos, en ayunos;" (2 Co 6.4-5)


"¿Son ministros de Cristo? (Como si estuviera loco hablo.) Yo más; en trabajos más abundante; en azotes sin número; en cárceles más; en peligros de muerte muchas veces. De los judíos cinco veces he recibido cuarenta azotes menos uno. Tres veces he sido azotado con varas; una vez apedreado; tres veces he padecido naufragio; una noche y un día he estado como náufrago en alta mar; en caminos muchas veces; en peligros de ríos, peligros de ladrones, peligros de los de mi nación, peligros de los gentiles, peligros en la ciudad, peligros en el desierto, peligros en el mar, peligros entre falsos hermanos; en trabajo y fatiga, en muchos desvelos, en hambre y sed, en muchos ayunos, en frío y en desnudez; y además de otras cosas, lo que sobre mí se agolpa cada día, la preocupación por todas las iglesias. ¿Quién enferma, y yo no enfermo? ¿A quién se le hace tropezar, y yo no me indigno?" (2 Co 11.23-29)


"Por lo cual, por amor a Cristo me gozo en las debilidades, en afrentas, en necesidades, en persecuciones, en angustias; porque cuando soy débil, entonces soy fuerte." (2 Co 12.10)

PabloJesús
Romanos 8.3¿"como un hijo del hombre"?
Romanos 8.15Abba
Romanos 12.14Mateo 5.44, Lc. 6.28, cf. 1 Cor. 4.12ff
Romanos 12.17Mt. 5.44, Lc. 6.27
Romanos 12.20Mt. 5.44, Lc. 6.27
Romanos 13.8-10Mc. 12.28-32, Mt. 22.37-40 - el mismo verbo "apodote"
Romanos 13.11-14Lc. 21.28
Romanos 16.19Mt. 10.16
1 Corintios 7.10ffMc. 10.2ff
1 Corintios 9.14¿Mt. 10.10? ¿Lc. 10.7? cf. 1 Tim. 5.17, Gal. 6.6
1 Corintios 10.27Lc. 10.8
1 Corintios 13.2: La fe mueve montañasMc. 11.23
2 Corintios 6.2Hc. 17.30, Lc. 4.21
Gálatas 4.6Abba
Gálatas 6.1Mt. 18.15
Gálatas 6.2¿"La ley de Cristo"? Se trata del versículo anterior?
Filipenses 2.7¿"como un hijo del hombre"?
Colosenses 1.22¿"como un hijo del hombre"?
1 Tesalonicenses 4.15Palabra del Señor ¿Trasmitida? ¿Recibida directamente?
1 Tesalonicenses 5.2-5Lc. 12.39ff, Mt. 24.43 (cf. Apoc. 16.15)
1 Timoteo 5.17Lc. 10.7

La justificación por gracia en Jesús:

Mt. 20.1-16, Mc. 10.40-45, Lc. 7.42, 15.11-32, 18.14a, más el amor e invitación que Jesús da a los que son despreciados por la sociedad

Es posible que Pablo recibió la inspiración de su idea de estar "en Cristo" de la voz del cielo que le dijo que perseguir a los Cristianos era perseguir a Cristo mismo (Hc. 9.4)

F. F. Bruce, Jesus and Paul. (Grand Rapids: Baker, 1974)

  • 1 = Pedir información
  • 2 = Estimular la conversación
  • 3 = Señalar algo que contradice los hechos
  • 4 = Conseguir el asentimiento de alguien
  • 5 = Provocar una expresión de fe
  • 6 = Provocar una opinón o una expresión de un deseo
  • 7 = Probar la fe o compromiso de alguien
  • 8 = Estimular la reflexión
  • 9 = Persuadir a sus oponentes de su error
  • 10 = Regañar
  • 11 = Expresar una emoción
  • 12 = Probar los motivos de alguien
  • 13 = Remorder la conciencia
  • 14 = Precisar un tema
  • 15 = Presionar para que se aplique una verdad

Los comentaristas agrupan algunas de las cartas de Pablo en colecciones para resaltar sus similitudes:

  • Las cartas capitales son las cartas más largas de Pablo. Son Romanos, 1 Corintios, 2 Corintios y Gálatas.
  • Las cartas pastorales se llaman así porque son cartas enviadas a los colegas de Pablo (pastores) y no a iglesias, y porque se tratan de asuntos de ministerio y liderazgo. Son 1 Timoteo, 2 Timoteo, y Tito.
  • Las cartas de la cautividad fueron escritas desde la cárcel, probablemente desde su encarcelamiento en Roma, mencionado en Hechos 28. Son Efesios, Filipenses, Colosenses y Filemón. Debemos notar que 2 Timoteo también fue escrita desde la cárcel, pero tradicionalmente no se ha llamado una carta de la cautividad, por dos razones: porque no fue escrita durante el mismo encarcelamiento, y porque es una de las cartas pastorales.

Crescendo es una convención literaria donde las ideas ascienden a un clímax, como si estuvieran subiendo gradas. Crescendo se usa porque tiene un efecto emocional, como un crescendo en la música.


1 Corintios 15.16-17

Porque si los muertos no resucitan,
tampoco Cristo resucitó;
y si Cristo no resucitó,
vuestra fe es vana;


Romanos 5.2-5

Nos gloriamos
Nos gloriamos
Tribulaciones
Tribulaciones
Paciencia
Paciencia
Prueba
Prueba
Esperanza
Esperanza


Romanos 8.30

Y a los que predestinó, a éstos también llamó;
y a los que llamó,
a éstos también justificó;
y a los que justificó,
a éstos también glorificó.


Romanos 10.13-15

Invocar
Invocar
Creer
Creer
Oir
Oir
Predicar
Predicar
Enviar


1 Timoteo 3.16

Dios fue manifestado en carne, Justificado en el Espíritu, Visto de los ángeles, Predicado a los gentiles, Creído en el mundo, Recibido arriba en gloria.

Fuente: Roy B. Zuck, Teaching as Paul Taught, 242-243.

1 Corintios 8.6para nosotros no hay más que un solo Dios, el Padre, de quien todo procede y para el cual vivimos; y no hay más que un solo Señor, es decir, Jesucristo, por quien todo existe y por medio del cual vivimos.
Colosenses 1.15-20Él es la imagen del Dios invisible, el primogénito de toda creación, porque por medio de él fueron creadas todas las cosas en el cielo y en la tierra, visibles e invisibles, sean tronos, poderes, principados o autoridades: todo ha sido creado por medio de él y para él. Él es anterior a todas las cosas, que por medio de él forman un todo coherente.

Texto: Nueva Versión Internacional.

En una doxología el autor expresa su deseo que Dios reciba gloria (δόξα).

Ro. 11.33-36Eulogia a la sabiduría de Dios; para él son todas las cosas, y la gloria por los siglos
Ro. 16.25-27Una extensa descripción de Dios. A él sea gloria mediante Jesucristo para siempre
Gl. 1.5A él sea gloria por los siglos de los siglos
Flp. 4.20A él sea gloria por los siglos de los siglos
1 Ti. 6.15-16Una descripción extensa de Dios. A él sea honra e imperio para siempre.
2 Ti. 4.18A él sea gloria por los siglos de los siglos

"Dudo que haya un autor más desordenado en la literatura." "Hay oro en todo lo que escribió pero muchas veces está dispersado descuidadosamente, granos por aquí, pedazos por allá." (Smyth, Paul: Mystic and Missionary, xvi)

Pablo habla del personaje que él llama "el hombre de pecado" y "el hijo de perdición" únicamente en 2 Tesalonicenses 2.1-12.


Vemos en 2 Tesalonicenses 2 que hay por lo menos dos sucesos que tienen que ocurrir antes de la segunda venida de Jesucristo:

  • La manifestación del hombre de pecado, y su oposición a Dios
  • Una gran apostasía.

El hombre de pecado en 2 Tesalonicenses 2 es un contraste intencional con Cristo:

  • Tiene una "manifestación" (revelación) y un "advenimiento" (griego "parusía") como Cristo
  • Hace señales y maravillas como Cristo
  • "Hijo de perdición" es un título dado a Judas Iscariote en Juan 17.12
  • Ejerce autoridad sobre el templo como Cristo
  • Su mentira se opone a la "verdad" (el evangelio)
  • Su misión de destrucción contrasta con la misión de redención de Jesús

Fuente: Ridderbos, 514-515.


El hombre de pecado no es Satanás, porque 2 Tesalonicenses 2.9 dice que recibe su poder de Satanás. Son distintos.


Según Ridderbos, 512-513, el Judaísmo no tenía un concepto definido de un figura escatológica, poderosa, y antimesiánica antes del desarrollo de la idea en círculos cristianos. Hay descripciones borrosas de un antagonista escatológico en 4 Esdras 5-6 y La asunción de Moisés capítulo 8. Pero estos personajes no pretenden ser el Mesías.


La figura del hombre de pecado en 2 Tesalonicenses se puede conectar con:

  • Los anticristos de 1 Juan 2.18, 2.22, 4.3, 2 Juan 7
  • Las bestias de Apocalipsis 13
  • La abominación desoladora en Mateo 24.15 y Marcos 13.14.

Ridderbos (516) argumenta en contra de los que dicen que el hombre de pecado en 2 Tesalonicenses no es un hombre de verdad. Sin embargo, Ridderbos ve a este hombre como algo más que un individuo. Pablo tiene un concepto corporativo o colectivo del hombre de pecado, similar a la unión entre Cristo y su pueblo. Todos los anticristos están concentrados en el hombre de Pecado.


Han habido muchas teorías acerca de la persona o fuerza que restringe al hombre de pecado. Ridderbos, 525, propone que Pablo piensa en un ángel como Miguel en Daniel 11, o el ángel en Apocalipsis 20.2, que detiene la venida del hombre de pecado. Me parece más convincente que las otras teorías (ve nuestro recurso sobre 2 Tesalonicenses para más información sobre las teorías).

Según varios autores, las cartas de Pablo incluyen polémica contra el Imperio Romano. Podemos ver esta polémica en los siguientes contrastes:


La autoridad del Señor

Pablo siempre enfatiza la autoridad de Jesucristo, algo que amenaza y limitaba la máxima autoridad que el emperador insistía para si mismo.

  • Efesios 1.20-23 - "Esta fuerza operó en Cristo, resucitándolo de los muertos y sentándolo a su derecha en los lugares celestiales, sobre todo principado y autoridad, poder y señorío, y sobre todo nombre que se nombra, no solo en este siglo, sino también en el venidero. Y sometió todas las cosas debajo de sus pies, y lo dio por cabeza sobre todas las cosas a la iglesia, la cual es su cuerpo, la plenitud de Aquel que todo lo llena en todo."
  • Filipenses 2.9-11 - "Por eso Dios también lo exaltó sobre todas las cosas y le dio un nombre que es sobre todo nombre, para que en el nombre de Jesús se doble toda rodilla de los que están en los cielos, en la tierra y debajo de la tierra; y toda lengua confiese que Jesucristo es el Señor, para gloria de Dios Padre."
  • Filipenses 3.21 - "por el poder con el cual puede también sujetar a sí mismo todas las cosas"
  • Colosenses 1.15 - "Cristo es...el primogénito de toda creación"
  • Colosenses 1.18 - "para que en todo tenga la preeminencia"

Ciudadanía

Según Pablo, la iglesia da al creyente una nueva ciudadanía más importante que su ciudadanía romana:

  • Filipenses 3.20 - "En cambio, nosotros somos ciudadanos del cielo, de donde anhelamos recibir al Salvador, el Señor Jesucristo."

Evangelio

El imperio romano usaba el término "evangelio" para referirse a XXX. En cambio, Pablo insiste que el verdadero evangelio es la llegada de Jesucristo.

  • 1 Tesalonicenses 2.9 entre muchas referencias - "Recordarán, hermanos, nuestros esfuerzos y fatigas para proclamarles el evangelio de Dios...."

Imágenes

"En Colosenses Pablo desafía a la ubiquidad de las imágenes imperiales en proclamar a Jesús como la imagen del Dios invisible." (185)

  • Colosenses 1.15 - "Él es la imagen del Dios invisible, el primogénito de toda creación...."

Paz y seguridad

El imperio romano enfatizaba la paz y la seguridad, la "pax romana", que el imperio trajo al mundo. Pablo responde que el evangelio es lo que ha traído la verdadera paz y seguridad, y que la paz y seguridad que el imperio ofrece es frágil.

  • Efesios 2.14-17 - "Él es nuestra paz, que de ambos pueblos hizo uno, derribando la pared intermedia de separación, 15 aboliendo en su carne las enemistades (la ley de los mandamientos expresados en ordenanzas), para crear en sí mismo de los dos un solo y nuevo hombre, haciendo la paz, 16 y mediante la cruz reconciliar con Dios a ambos en un solo cuerpo, matando en ella las enemistades. 17 Y vino y anunció las buenas nuevas de paz a vosotros que estabais lejos y a los que estáis cerca...."
  • Efesios 6.15 - "y calzados los pies con el celo por anunciar el evangelio de la paz."
  • Colosenses 1.20 - "por medio de él reconciliar consigo todas las cosas, así las que están en la tierra como las que están en los cielos, haciendo la paz mediante la sangre de su cruz."
  • 1 Tesalonicenses 5.3 - "Cuando estén diciendo: «Paz y seguridad», vendrá de improviso sobre ellos la destrucción, como le llegan a la mujer encinta los dolores de parto. De ninguna manera podrán escapar."
  • 2 Tesalonicenses 3.16 - "Y el mismo Señor de paz os dé siempre paz en toda manera."

Recepción

En 1 Tesalonicenses 4.17, Pablo describe la segunda venida de Jesucristo con un término técnico que habla de una delegación que sale de una ciudad en una procesión para recibir a un dignitario como el emperador.

  • 1 Tesalonicenses 4.17 - "...seremos arrebatados juntamente con ellos en las nubes para recibir al Señor en el aire...."

¿Quién es el Salvador?

El emperador fue proclamado el salvador de los pueblos. En cambio, Pablo insiste que Jesucristo es el Salvador.

  • Efesios 5.23 - "...Cristo es cabeza de la iglesia, la cual es su cuerpo, y él es su Salvador."

Fuente: Sylvia Keesmaat, "In the Face of the Empire: Paul's Use of Scripture in the Shorter Epistles", en Stanley E. Porter, Hearing the Old Testament in the New Testament. (Grand Rapids: Eerdmans, 2006), 182-212.

Pablo nunca menciona el infierno en las cartas que tenemos de su mano.

Escrita durante o inmediatamente después del primer viaje misionero de PabloGálatas
Escritas durante el segundo viaje misionero de Pablo1 Tesalonicenses
2 Tesalonicenses
Escritas durante el tercer viaje misionero de Pablo1 Corintios
2 Corintios
Romanos
Escritas durante el encarcelamiento de Pablo en RomaEfesios
Colosenses y Filemón
Filipenses
Escritas después de los acontecimientos en Hechos1 Timoteo
Tito2
Timoteo

La salvación como algo futuro

  • Romanos 5.9-10, 11.26, 13.11, Filipenses 1.19, 2.12, 1 Tesalonicenses 5.8-9, los tiempos presentes de 1 Corintios 1.18, 15.2; 2 Corintios 2.15

‘Este siglo’ como inferior

  • Romanos 12.2, 1 Corintios 2.6, Gálatas 1.4., v.t. 1 Corintios 1.20, 2.8, 3.18-19, 2 Corintios 4.4, Efesios 2.2, 5.16

(Implícito) El siglo venidero

  • Romanos 1.25, 9.5, 11.36, 16.27, 2 Corintios 9.9, 11.31, Gálatas 1.5, Filipenses 4.20, 1 Timoteo 1.17, 2 Timoteo 4.18

Otras fases acerca del tiempo

  • El cumplimiento del tiempo, Gálatas 4.4
  • El tiempo es corto, 1 Corintios 7.29
  • Los tiempos finales, 1 Corintios 10.11

Dunn, The Theology of Paul the Apostle

Forma: “Yo tengo confianza que . . .”

Función: La función es de ejercer presión indirecta para persuadirlos a conformarse a sus expectativas confiadas. Es ejercer presión a través de los cumplidos.

Versículos:

Gálatas 5.10Yo confío respecto de vosotros en el Señor, que no pensaréis de otro modo;
2 Tesalonicenses 3.4Y tenemos confianza respecto a vosotros en el Señor, en que hacéis y haréis lo que os hemos mandado.
Filemón 21Te he escrito confiando en tu obediencia, sabiendo que harás aun más de lo que te digo.

La salvación como algo futuro

Romanos 5.9-10, 11.26, 13.11, Filipenses 1.19, 2.12, 1 Tesalonicenses 5.8-9, los tiempos presentes de 1 Corintios 1.18, 15.2; 2 Corintios 2.15 Fuente: Dunn, 471


'Este siglo' como inferior

Romanos 12.2, 1 Corintios 2.6, Gálatas 1.4., v.t. 1 Corintios 1.20, 2.8, 3.18-19, 2 Corintios 4.4, Efesios 2.2, 5.16


(Implícito) El siglo venidero

Romanos 1.25, 9.5, 11.36, 16.27, 2 Corintios 9.9, 11.31, Gálatas 1.5, Filipenses 4.20, 1 Timoteo 1.17, 2 Timoteo 4.18


Otras fases acerca del tiempo

  • El cumplimiento del tiempo, Gálatas 4.4
  • El tiempo es corto, 1 Corintios 7.29
  • Los tiempos finales, 1 Corintios 10.11
1 Corintios 4.12Nos fatigamos trabajando con nuestras propias manos; nos maldicen, y bendecimos; padecemos persecución, y la soportamos.
2 Corintios 11.1¡Ojalá me toleraseis un poco de locura! Sí, toleradme.
2 Corintios 11.4Porque si viene alguno predicando a otro Jesús que el que os hemos predicado, o si recibís otro espíritu que el que habéis recibido, u otro evangelio que el que habéis aceptado, bien lo toleráis;
2 Corintios 11.19porque de buena gana toleráis a los necios, siendo vosotros cuerdos.
2 Corintios 11.20Pues toleráis si alguno os esclaviza, si alguno os devora, si alguno toma lo vuestro, si alguno se enaltece, si alguno os da de bofetadas.
Efesios 4.2con toda humildad y mansedumbre, soportándoos con paciencia los unos a los otros en amor
Colosenses 3.13soportándoos unos a otros, y perdonándoos unos a otros si alguno tuviere queja contra otro. De la manera que Cristo os perdonó, así también hacedlo vosotros.
2 Tesalonicenses 1.4tanto, que nosotros mismos nos gloriamos de vosotros en las iglesias de Dios, por vuestra paciencia y fe en todas vuestras persecuciones y tribulaciones que soportáis.
2 Timoteo 4.3Porque vendrá tiempo cuando no sufrirán la sana doctrina, sino que teniendo comezón de oír, se amontonarán maestros conforme a sus propias concupiscencias,
Romanos 2.4¿O menosprecias las riquezas de su benignidad, paciencia y longanimidad, ignorando que su benignidad te guía al arrepentimiento?
Romanos 9.22¿Y qué, si Dios, queriendo mostrar su ira y hacer notorio su poder, soportó con mucha paciencia los vasos de ira preparados para destrucción...
2 Corintios 6.6en pureza, en ciencia, en longanimidad, en bondad, en el Espíritu Santo, en amor sincero
Gálatas 5.22Mas el fruto del Espíritu es amor, gozo, paz, paciencia, benignidad, bondad, fe...
Efesios 4.2con toda humildad y mansedumbre, soportándoos con paciencia los unos a los otros en amor
Colosenses 1.11fortalecidos con todo poder, conforme a la potencia de su gloria, para toda paciencia y longanimidad
Colosenses 3.12Vestíos, pues, como escogidos de Dios, santos y amados, de entrañable misericordia, de benignidad, de humildad, de mansedumbre, de paciencia
1 Timoteo 1.16Pero por esto fui recibido a misericordia, para que Jesucristo mostrase en mí el primero toda su clemencia, para ejemplo de los que habrían de creer en él para vida eterna.
2 Timoteo 3.10Pero tú has seguido mi doctrina, conducta, propósito, fe, longanimidad, amor, paciencia
2 Timoteo 4.2que prediques la palabra; que instes a tiempo y fuera de tiempo; redarguye, reprende, exhorta con toda paciencia y doctrina.

Cuando hablamos de "indicativo" e "imperativo," estamos habland del contraste entre lo que Dios hace por nosotros y nuestro deber como respuesta a su gracia.

IndicativoImperativo
La gracia divinaLa responsabilidad humana
La nueva identidad que tenemos en CristoNuestras obligaciones como Cristianos
La salvaciónLa vida cristiana
Ls teologíaLa ética y la moralidad

En la teología de Pablo, vemos una y otra vez que la vida cristiana fluye de la nueva identidad que tenemos en Cristo. La gracia implica una respuesta de nuestra parte. La fuente del imperativo es el indicativo. Dios nos ha amado, debemos amar a los demás.


Vemos en la tabla abajo dos ejemplos claros de esta dinámica en Pablo:

IndicativoImperativo
Así también vosotros consideraos muertos al pecado, pero vivos para Dios en Cristo Jesús, Señor nuestro. (Ro 6.11)No reine, pues, el pecado en vuestro cuerpo mortal (Ro 6.12)
Si vivimos por el Espíritu... (Ga 5.25)...andemos también por el Espíritu. (Ga 5.25)

Nuestra muerte al pecado implica que ya no debemos seguir pecando. Y la vida que recibimos por el Espíritu implica que debemos obedecer lo que el Espíritu nos dice.


La gramática de Pablo resalta esta conexión entre el indicativo y el imperativo:

  • Debemos hacer esto (imperativo), porque Dios nos ha hecho el otro (indicativo). (ejemplo: Gálatas 5.16-17)
  • Dios ha hecho esto (indicativo), por tanto debemos hacer el otro (imperativo). (ejemplo: Romanos 15.7)
  • De manera que somos esto (indicativo), debemos hacer aquello (imperativo). (ejemplo: Colosenes 3.13)
  • Si somos esto (indicativo), entonces debemos hacer aquello." (ejemplo: Colosenses 3.1)

Algunas de las cartas de Pablo empiezan con secciones de "exposición" de verdades indicativas, seguidas por secciones "hortativas" - exhortaciones e imperativas en base a la primera sección. Tres ejemplos:

LibroSección expositiva o doctrinalSección imperativa o ética
RomanosCapítulos 1-11Capítulos 12-16
GálatasCapítulos 1-4Capítulos 5-6
EfesiosCapítulos 1-3Capítulos 4-6

Podemos resumir la idea de la relación entre el indicativo y el imperativo así: Pablo nos llama a "vivir lo que somos en Cristo" en lugar de "vivir lo que éramos antes de Cristo." Nuestra identidad en Cristo nos llama a una nueva conducta. Otros lo han resumido así: "Sé lo que eres."

Fuentes: Herman Ridderbos, Paul: An Outline of His Theology, 253-258, y James D. G. Dunn, The Theology of Paul the Apostle, 626-631.

Pablo

  • no menciona mucho acerca de la vida terrenal de Jesús,
  • no cita las palabras de Jesús con frecuencia,
  • y su teología, a primera vista, parece muy distinta a la de Jesús.

Algunos exageran la diferencia entre las enseñanzas que encontramos en las cartas de Pablo y las enseñanzas de Jesús que encontramos en los Evangelios. Pero sí es cierto que a primera vista parece que estas dos figuras importantes del Cristianismo son muy distintos. Por ejemplo, el reino de Dios es el concepto clave en las enseñanzas de Jesús, pero Pablo casi no usa la frase en sus cartas. ¿Cómo explicamos la diferencia entre ellos?


En primer lugar, debemos reconocer que los contextos culturales de los dos hombres era muy distintos: Jesús fue un Judío entre Judíos, ministrando en Palestina, un lugar provincial y conservador. Jesús predicaba a una sociedad que por lo general era consciente del contenido y la doctrina del Antiguo Testamento, pero no ponía en práctica lo que sabían. Pablo, en cambio, fue un Judío que llevó su religión judía al mundo griego, a un mundo más cosmopolitano y diverso. Pablo predicó a personas que no tenían ni siquiera el conocimiento más básico de la fe y la ética del Judaísmo y tenía que enseñarles desde cero. Su ministerio no era de recordarles lo que ya sabían, sino de enseñarles cosas que jamás habían escuchado. Además, Jesús seguramente predicaba en arameo, y Pablo en griego. En base a las grandes diferencias de los contextos en que ministraban Jesús y Pablo, es fácil ver que su vocabulario y sus énfasis iban a ser distintos.


En segundo lugar, Jesús y Pablo vivían en dos momentos muy diferentes en cuanto a la historia de la salvación. Jesús ministraba antes de su resurrección y exaltación, y antes de la expansión del pueblo de Dios al mundo de los Gentiles. Jesús ministraba para preparar a Israel para la llegada de su reino. Sus enseñanzas sólo daban pistas ocultas de lo que sucedería después. En cambio, Pablo ministraba después de la crucifixión, resurrección y exaltación de Jesucristo. Pablo pudo enseñar abiertamente acerca de estos sucesos, y meditar sobre las implicaciones de ellos para sus oidores. La ubicación de estos hombres en diferentes momentos de la historia de la salvación es otro factor que afecta el vocabulario y énfasis de ellos.


En tercer y último lugar, hay muchos paralelos entre las enseñanzas de Pablo y Jesús. No debemos exegerar las diferencias ni pasar por alto las muchas similitures entre ellos. Véase Paralelos entre las enseñanzas de Jesús y Pablo.

  1. Jesús fue Israelita, descendiente de Abraham (Gal. 3.16) y de David (Rom. 1.3).
  2. Jesús vivió bajo la ley judía (Gal. 4.4).
  3. Jesús fue traicionado, y en la noche que fue entregado, instituyó una comida simbólica de pan y vino (1 Cor. 11.23ff).
  4. Jesús sufrió la pena de crucifixión romana (1 Cor. 1.23, Gal. 3.1, 13; 6.14, etc).
  5. Las autoridades judías estaban implicadas en la muerte de Jesús (1 Tes. 2.15).
  6. Fue sepultado, resucitó al tercer día, y muchos testigos lo vieron vivo en varias ocasiones, incluso una en que fue visto por mas de 500 personas a la vez (1 Cor. 15.4ff).
  7. Pedro y Juan eran sus seguidores (Gal. 2.9), y Santiago era su hermano (Gal. 1.19, 2.9).
  8. Pablo cita a Jesús acerca del divorcio (1 Cor. 7.10f) y el derecho de un predicador recibir provisiones por su labor (1 Cor. 9.14).
  9. Romanos 12-15 contiene muchos paralelos con las enseñanzas de Jesús (véase el recurso, “Paralelos entre Romanos y las Enseñanzas de Jesús”).
  10. 2 Corintios 10.1 alude a Mateo 11.29, y Filipenses 2.7 alude a Lucas 22.27 o Juan 13.4ff.

Un resumen de F. F. Bruce, Paul and Jesús. (Grand Rapids: Baker, 1974), 19-21.

Fuentes sobrenaturales

La revelación directa

En Gálatas 1.12 Pablo dice que recibió su evangelio directamente de Jesucristo por una revelación, no por niguna fuente meramente humana.


La revelación general

Pablo también apela a la revelación que Dios nos da a través de la creación: «La naturaleza misma ¿no os enseña que al varón le es deshonroso dejarse crecer el cabello?» (1 Corintios 11.14)


Fuentes judías

El Antiguo Testamento

Pablo cita y alude a varios textos del Antiguo Testamento a través de sus cartas.


Literatura judía no canónica

Gálatas 3.19 dice que la ley fue mediada por los ángeles. Este dato no aparece en el AT, pero sí aparece en Jubileos 1.25-27, un libro judío.


Fuentes griegas y romanas

Además de citar fuentes judías, Pablo cita autores griegos y romanos.

  • Hechos 17.28 tiene dos citas de poetas griegos:
    • La frase «en él vivimos, y nos movemos, y somos» es una cita del poeta Cleantes de su Himno a Zeus.
    • Cleantes tiene una línea muy similar a la frase «linaje suyo somos» en el mismo poema. Cleantes escribe, «somos tu linaje.» Sin embargo, estas palabras exactas «linaje suyo somos» se encuentran en los escritos de Arato, otro poeta famoso.
  • «las malas conversaciones corrompen las buenas costumbres.» en 1 Corintios 15.33 es una cita de Menandro, un poeta griego que vivió entre 344 y 292 a.c.

Fuentes cristianas

Los Evangelios

Romanos 12-14 contiene varias alusiones al Sermón del Monte (Mateo 5-7).

1 Corintios 11.25 cita Lucas 22.20 acerca de la Santa Cena.


Tradiciones cristianas acerca de Jesús

«Porque primeramente os he enseñado lo que asimismo recibí: Que Cristo murió por nuestros pecados, conforme a las Escrituras; y que fue sepultado, y que resucitó al tercer día, conforme a las Escrituras; y que apareció a Cefas, y después a los doce.» (1 Corintios 15.3-5)

Varios comentaristas creen que Pablo utiliza materiales litúrgicos cristianos en sus cartas. Por ejemplo, muchos dicen que Filipenses 2.6-11 es un himno cristiano que Pablo cita o adapta.


Tradiciones cristianas acerca de los dichos de Jesús que no aparecen en los Evangelios

«En todo os he enseñado que, trabajando así, se debe ayudar a los necesitados, y recordar las palabras del Señor Jesús, que dijo: Más bienaventurado es dar que recibir.» (Hechos 20.35, citando un dicho de Jesús que no aparece en los cuatro Evangelios.


Fuentes: Carson, Moo y Morris, Introduction to the New Testament. (Grand Rapids: Zondervan, 1992), 220-223; Lars Kierspel, Charts on the Life, Letters, and Theology of Paul. (Grand Rapids: Kregel, 2012), 147.

Listas de vicios

Romanos 1:29–32estando atestados de toda injusticia, fornicación, perversidad, avaricia, maldad; llenos de envidia, homicidios, contiendas, engaños y malignidades; murmuradores, detractores, aborrecedores de Dios, injuriosos, soberbios, altivos, inventores de males, desobedientes a los padres, necios, desleales, sin afecto natural, implacables, sin misericordia; quienes habiendo entendido el juicio de Dios, que los que practican tales cosas son dignos de muerte, no sólo las hacen, sino que también se complacen con los que las practican.
Romanos 13:13Andemos como de día, honestamente; no en glotonerías y borracheras, no en lujurias y lascivias, no en contiendas y envidia
1 Corintios 5:10–11no absolutamente con los fornicarios de este mundo, o con los avaros, o con los ladrones, o con los idólatras; pues en tal caso os sería necesario salir del mundo. Más bien os escribí que no os juntéis con ninguno que, llamándose hermano, fuere fornicario, o avaro, o idólatra, o maldiciente, o borracho, o ladrón; con el tal ni aun comáis.
1 Corintios 6:9–10¿No sabéis que los injustos no heredarán el reino de Dios? No erréis; ni los fornicarios, ni los idólatras, ni los adúlteros, ni los afeminados, ni los que se echan con varones, ni los ladrones, ni los avaros, ni los borrachos, ni los maldicientes, ni los estafadores, heredarán el reino de Dios.
2 Corintios 12:20–21Pues me temo que cuando llegue, no os halle tales como quiero, y yo sea hallado de vosotros cual no queréis; que haya entre vosotros contiendas, envidias, iras, divisiones, maledicencias, murmuraciones, soberbias, desórdenes; que cuando vuelva, me humille Dios entre vosotros, y quizá tenga que llorar por muchos de los que antes han pecado, y no se han arrepentido de la inmundicia y fornicación y lascivia que han cometido.
Gálatas 5:19–21Y manifiestas son las obras de la carne, que son: adulterio, fornicación, inmundicia, lascivia, idolatría, hechicerías, enemistades, pleitos, celos, iras, contiendas, disensiones, herejías, envidias, homicidios, borracheras, orgías, y cosas semejantes a estas; acerca de las cuales os amonesto, como ya os lo he dicho antes, que los que practican tales cosas no heredarán el reino de Dios.
Efesios 4.31Quítense de vosotros toda amargura, enojo, ira, gritería y maledicencia, y toda malicia.
Efesios 5.3-5Pero fornicación y toda inmundicia, o avaricia, ni aun se nombre entre vosotros, como conviene a santos; ni palabras deshonestas, ni necedades, ni truhanerías, que no convienen, sino antes bien acciones de gracias. Porque sabéis esto, que ningún fornicario, o inmundo, o avaro, que es idólatra, tiene herencia en el reino de Cristo y de Dios.
Colosenses 3.5Haced morir, pues, lo terrenal en vosotros: fornicación, impureza, pasiones desordenadas, malos deseos y avaricia, que es idolatría;
Colosenses 3.8Pero ahora dejad también vosotros todas estas cosas: ira, enojo, malicia, blasfemia, palabras deshonestas de vuestra boca.
1 Timoteo 1.9-10conociendo esto, que la ley no fue dada para el justo, sino para los transgresores y desobedientes, para los impíos y pecadores, para los irreverentes y profanos, para los parricidas y matricidas, para los homicidas, para los fornicarios, para los sodomitas, para los secuestradores, para los mentirosos y perjuros, y para cuanto se oponga a la sana doctrina
1 Timoteo 6:4-5está envanecido, nada sabe, y delira acerca de cuestiones y contiendas de palabras, de las cuales nacen envidias, pleitos, blasfemias, malas sospechas, disputas necias de hombres corruptos de entendimiento y privados de la verdad, que toman la piedad como fuente de ganancia; apártate de los tales.
2 Timoteo 3:2–5Porque habrá hombres amadores de sí mismos, avaros, vanagloriosos, soberbios, blasfemos, desobedientes a los padres, ingratos, impíos, sin afecto natural, implacables, calumniadores, intemperantes, crueles, aborrecedores de lo bueno, traidores, impetuosos, infatuados, amadores de los deleites más que de Dios, que tendrán apariencia de piedad, pero negarán la eficacia de ella; a éstos evita.
Tito 1.7no soberbio, no iracundo, no dado al vino, no pendenciero, no codicioso de ganancias deshonestas,
Tito 3.3Porque nosotros también éramos en otro tiempo insensatos, rebeldes, extraviados, esclavos de concupiscencias y deleites diversos, viviendo en malicia y envidia, aborrecibles, y aborreciéndonos unos a otros.

Listas de virtudes

2 Corintios 6:6–8en pureza, en ciencia, en longanimidad, en bondad, en el Espíritu Santo, en amor sincero, en palabra de verdad, en poder de Dios, con armas de justicia a diestra y a siniestra; por honra y por deshonra, por mala fama y por buena fama; como engañadores, pero veraces;
Gálatas 5:22–23Mas el fruto del Espíritu es amor, gozo, paz, paciencia, benignidad, bondad, fe, mansedumbre, templanza; contra tales cosas no hay ley.
Efesios 4.2-3con toda humildad y mansedumbre, soportándoos con paciencia los unos a los otros en amor, solícitos en guardar la unidad del Espíritu en el vínculo de la paz;
Efesios 4:32-5:2Antes sed benignos unos con otros, misericordiosos, perdonándoos unos a otros, como Dios también os perdonó a vosotros en Cristo. Sed, pues, imitadores de Dios como hijos amados.Y andad en amor, como también Cristo nos amó, y se entregó a sí mismo por nosotros, ofrenda y sacrificio a Dios en olor fragante.
Efesios 5.9(porque el fruto del Espíritu es en toda bondad, justicia y verdad)
Filipenses 4.8Por lo demás, hermanos, todo lo que es verdadero, todo lo honesto, todo lo justo, todo lo puro, todo lo amable, todo lo que es de buen nombre; si hay virtud alguna, si algo digno de alabanza, en esto pensad.
Colosenses 3.12Vestíos, pues, como escogidos de Dios, santos y amados, de entrañable misericordia, de benignidad, de humildad, de mansedumbre, de paciencia;
1 Timoteo 3.2-4Pero es necesario que el obispo sea irreprensible, marido de una sola mujer, sobrio, prudente, decoroso, hospedador, apto para enseñar; no dado al vino, no pendenciero, no codicioso de ganancias deshonestas, sino amable, apacible, no avaro; que gobierne bien su casa, que tenga a sus hijos en sujeción con toda honestidad
1 Timoteo 3.8-12Los diáconos asimismo deben ser honestos, sin doblez, no dados a mucho vino, no codiciosos de ganancias deshonestas; que guarden el misterio de la fe con limpia conciencia.Y éstos también sean sometidos a prueba primero, y entonces ejerzan el diaconado, si son irreprensibles.Las mujeres asimismo sean honestas, no calumniadoras, sino sobrias, fieles en todo.Los diáconos sean maridos de una sola mujer, y que gobiernen bien sus hijos y sus casas.
1 Timoteo 4:12Ninguno tenga en poco tu juventud, sino sé ejemplo de los creyentes en palabra, conducta, amor, espíritu, fe y pureza.
1 Timoteo 6:11Mas tú, oh hombre de Dios, huye de estas cosas, y sigue la justicia, la piedad, la fe, el amor, la paciencia, la mansedumbre.
1 Timoteo 6:18Que hagan bien, que sean ricos en buenas obras, dadivosos, generosos;
2 Timoteo 2:22-25Huye también de las pasiones juveniles, y sigue la justicia, la fe, el amor y la paz, con los que de corazón limpio invocan al Señor. Pero desecha las cuestiones necias e insensatas, sabiendo que engendran contiendas. Porque el siervo del Señor no debe ser contencioso, sino amable para con todos, apto para enseñar, sufrido; que con mansedumbre corrija a los que se oponen, por si quizá Dios les conceda que se arrepientan para conocer la verdad
2 Timoteo 3.10Pero tú has seguido mi doctrina, conducta, propósito, fe, longanimidad, amor, paciencia
Tito 1.8hospedador, amante de lo bueno, sobrio, justo, santo, dueño de sí mismo

Fuente desconocida. Texto bíblico: Reina Valera Revisada (1995) Bible Text (Miami: Sociedades Biblicas Unidas, 1998)

  1. No sabríamos que Jesús enseñaba con parábolas.
  2. No sabríamos que Jesús sanaba a los enfermos y hacía otros milagros.
  3. No sabríamos que Jesús fue bautizado y tentado, y ministró en Galilea.
  4. No sabríamos que Jesús comió con los pecadores y enfrentó a los Fariseos.
  5. No sabríamos que Jesús fue transfigurado.
  6. No sabríamos que Jesús entró a Jerusalén y purificó al templo.
  7. No sabríamos las razones históricas por las cuales Jesús fue crucificado.

Un resumen de F. F. Bruce, Paul and Jesús. (Grand Rapids: Baker, 1974), 19-21.

Pablo enseñó en una variedad de contextos:

  • En sinagogas (varias citas)
  • Al lado de un río (Hc. 16.13)
  • En una cárcel (Hc. 16.23-28)
  • En el mercado de Atenas (17.5)
  • En el Areópago (17.22)
  • En un salón académico en Éfeso (19.9)
  • En un aposento alto en Troas (20.8)
  • Desde las gradas del templo en Jerusalén (21.40)
  • En la asamblea del Sanedrín (22.30ff)
  • En un tribunal en Cesarea (25.6)
  • En un barco (27.10ff)
  • En una casa privada en Roma (28.30-31)

Roy B. Zuck, Teaching as Paul Taught. (Grand Rapids: Baker, 1998), pp. 107.

El contenido de las peticiones explicitas de Pablo

Romanos 1.10que de alguna manera tenga al fin, por la voluntad de Dios, un próspero viaje para ir a vosotros.
Romanos 10.1mi oración a Dios por Israel, es para salvación.
2 Corintios 13.7que ninguna cosa mala hagáis; no para que nosotros aparezcamos aprobados, sino para que vosotros hagáis lo bueno, aunque nosotros seamos como reprobados.
2 Corintios 13.9oramos por vuestra perfección
Efesios 1.17-19para que el Dios de nuestro Señor Jesucristo, el Padre de gloria, os dé espíritu de sabiduría y de revelación en el conocimiento de él, alumbrando los ojos de vuestro entendimiento, para que sepáis cuál es la esperanza a que él os ha llamado, y cuáles las riquezas de la gloria de su herencia en los santos, y cuál la supereminente grandeza de su poder para con nosotros los que creemos, según la operación del poder de su fuerza
Efesios 3.16-19para que os dé, conforme a las riquezas de su gloria, el ser fortalecidos con poder en el hombre interior por su Espíritu; para que habite Cristo por la fe en vuestros corazones, a fin de que, arraigados y cimentados en amor, seáis plenamente capaces de comprender con todos los santos cuál sea la anchura, la longitud, la profundidad y la altura, y de conocer el amor de Cristo, que excede a todo conocimiento, para que seáis llenos de toda la plenitud de Dios.
Filipenses 1.9-11que vuestro amor abunde aun más y más en ciencia y en todo conocimiento,para que aprobéis lo mejor, a fin de que seáis sinceros e irreprensibles para el día de Cristo, llenos de frutos de justicia que son por medio de Jesucristo, para gloria y alabanza de Dios.
Colosenses 1.10-12para que andéis como es digno del Señor, agradándole en todo, llevando fruto en toda buena obra, y creciendo en el conocimiento de Dios; fortalecidos con todo poder, conforme a la potencia de su gloria, para toda paciencia y longanimidad; con gozo dando gracias al Padre que nos hizo aptos para participar de la herencia de los santos en luz;
1 Tesalonicenses 3.10para que veamos vuestro rostro, y completemos lo que falte a vuestra fe
2 Tesalonicenses 1.11-12para que nuestro Dios os tenga por dignos de su llamamiento, y cumpla todo propósito de bondad y toda obra de fe con su poder, para que el nombre de nuestro Señor Jesucristo sea glorificado en vosotros, y vosotros en él, por la gracia de nuestro Dios y del Señor Jesucristo.
Filemón 6para que la participación de tu fe sea eficaz en el conocimiento de todo el bien que está en vosotros por Cristo Jesús.

Pablo menciona sus oraciones por sus lectores

Romanos 1.9-10Porque testigo me es Dios, a quien sirvo en mi espíritu en el evangelio de su Hijo, de que sin cesar hago mención de vosotros siempre en mis oraciones
Efesios 1.16no ceso de dar gracias por vosotros, haciendo memoria de vosotros en mis oraciones
Filipenses 1.4-5siempre en todas mis oraciones rogando con gozo por todos vosotros, por vuestra comunión en el evangelio, desde el primer día hasta ahora;
Colosenses 1.3Siempre orando por vosotros, damos gracias a Dios, Padre de nuestro Señor Jesucristo
2 Timoteo 1.3Doy gracias a Dios, al cual sirvo desde mis mayores con limpia conciencia, de que sin cesar me acuerdo de ti en mis oraciones noche y día;
Filemón 4Doy gracias a mi Dios, haciendo siempre memoria de ti en mis oraciones

Exhortaciones a sus lectores a que oren

Romanos 12.12constantes en la oración
Efesios 6.18orando en todo tiempo con toda oración y súplica en el Espíritu, y velando en ello con toda perseverancia y súplica por todos los santos;
Filipenses 4.6Por nada estéis afanosos, sino sean conocidas vuestras peticiones delante de Dios en toda oración y ruego, con acción de gracias.
Colosenses 4.2Perseverad en la oración, velando en ella con acción de gracias;
1 Tesalonicenses 5.17Orad sin cesar.
1 Timoteo 2.1-2Exhorto ante todo, a que se hagan rogativas, oraciones, peticiones y acciones de gracias, por todos los hombres; por los reyes y por todos los que están en eminencia, para que vivamos quieta y reposadamente en toda piedad y honestidad.
1 Timoteo 2.8Quiero, pues, que los hombres oren en todo lugar, levantando manos santas, sin ira ni contienda.

Pablo pide que sus lectores oren por él

Romanos 15.30-31Pero os ruego, hermanos, por nuestro Señor Jesucristo y por el amor del Espíritu, que me ayudéis orando por mí a Dios
Efesios 6.19-20y por mí, a fin de que al abrir mi boca me sea dada palabra para dar a conocer con denuedo el misterio del evangelio, por el cual soy embajador en cadenas; que con denuedo hable de él, como debo hablar.
Colosenses 4.3-4orando también al mismo tiempo por nosotros, para que el Señor nos abra puerta para la palabra, a fin de dar a conocer el misterio de Cristo, por el cual también estoy preso, para que lo manifieste como debo hablar.
1 Tesalonicenses 5.25Hermanos, orad por nosotros.
2 Tesalonicenses 3.1-2orad por nosotros, para que la palabra del Señor corra y sea glorificada, así como lo fue entre vosotros, y para que seamos librados de hombres perversos y malos; porque no es de todos la fe.

Roy B. Zuck, Teaching as Paul Taught. (Grand Rapids: Baker, 1998), pp. 63-65. Texto bíblico: Reina Valera Revisada (1995) Bible Text (Miami: Sociedades Biblicas Unidas, 1998).

Solamente en las cartas pastorales encontramos cinco 'palabras fieles.'

  • 1 Tim. 1.15 - Cristo vino al mundo para salvar a los pecadores
  • 1 Tim. 3.1 - Es admirable buscar ser anciano
  • 1 Tim. 4.8-10 - hay dos posibilidades, porque no es claro si se refiere al material que precede o lo que sigue:
    • La piedad tiene más valor que el entrenamiento físico, porque tiene consecuencias eternas
    • Hemos puesto nuestra esperanza en el Dios que es el Salvador de todos, en particular a los que creen
  • 2 Tim. 2.11-13 - material litúrgico que enfatiza la importancia de soportar y no negar a Cristo.
  • Tito 3.3-7 - Que éramos esclavos a los deseos pero en su misericordia Dios nos lavó y nos dio la promesa de la vida eterna.

Paralelismo es la repetición de ideas en dos líneas poéticas. El paralelismo es frecuente en Salmos y Proverbios.


1 Corintios 13.1-3

Si yo hablase lenguas humanas y angélicasy no tengo amor,vengo a ser como metal que resuena, o címbalo que retiñe.
Y si tuviese profecía, y entendiese todos los misterios y toda ciencia, y si tuviese toda la fe, de tal manera que trasladase los montes,y no tengo amor,nada soy.
Y si repartiese todos mis bienes para dar de comer a los pobres, y si entregase mi cuerpo para ser quemado,y no tengo amor,de nada me sirve.

Efesios 5.14

Despiértate, tú que duermes,
Y levántate de los muertos,


Romanos 6.23

Porque la paga del pecado es muerte,
mas la dádiva de Dios es vida eterna en Cristo Jesús Señor nuestro.


Romanos 11.33

¡Cuán insondables son sus juicios,
e inescrutables sus caminos!

Abba

Jesús introdujo la palabra aramea "Abba" ("padre") a la teología bíblica (Mc 14.36). Pablo dos veces transcribe esta palabra aramea en sus cartas (Romanos 8.15, Gálatas 4.6), aunque escribe en griego.


El amor como el cumplimiento de la ley de Dios

Según Jesús, la ley del AT se puede resumir en las ideas de amar a Dios y amar al prójimo (Mateo 22.34-40). Pablo también dice que el amor es el cumplimiento de la ley (Romanos 13.8-10).


La justificación

Es obvio que el tema de la justificación de los pecadores por la gracia inmerecida de Dios es un tema principal del apóstol Pablo. Es un tema en Romanos y Gálatas, y aparece en textos como Efesios 2.8-9 y Tito 3.3-8. Pero F. F. Bruce menciona los siguientes textos donde encontramos el mismo tema en las enseñanzas de Jesús:

  • Mateo 20.1-16: La parábola de los obreros en la viña - el dueño generoso paga lo mismo a los que trabajaron menos
  • Lucas 7.42: El prestamista que perdona la déuda de dos personas que no tenían con qué pagarle
  • Lucas 15.11-32: La parábola del hijo pródigo
  • Lucas 18.9-14: La parábola del Fariseo y el cobrador de impuestos - el texto dice que el cobrador de impuestos regresó a su casa "justificado" y el Fariseo no.

ParaleloJesúsPablo
EvangelioJesús predicaba "buenas nuevas" a los pobres, etcPablo decía que su mensaje era "su evangelio" (sus buenas nuevas)
Escatología y juicioJesús enseñaba que Dios intervendrá en la historia humana, y que va a juzgar a la humanidad por su pecadoPablo enseñaba que Dios intervendrá en la historia humana, y que va a juzgar a la humanidad por su pecado
Cristo el centro de la historiaJesús se declaró el cumplimiento de las promesas y profecías en las Escrituras. Jesús creía que él mismo era el personaje principal en el plan de DiosPablo enseñaba que Jesúes es el cumplimiento de las promesas y profecías en las Escrituras. Pablo creía que Jesús era el personaje principal en el plan de Dios
La regeneraciónJuan 3 dice que Jesús enseño la necesidad de nacerse de nuevo para entrar al reino de DiosPablo usa el término "regeneración" (XXX), y también usa la idea de "resucitarse con Cristo a una nueva vida" (XXX) que comunica la misma verdad
La humildadJesús enfatizaba la humildad que busca el bien del prójimo y sirve al prójimoPablo enfatizaba la humildad que busca el bien del prójimo y sirve al prójimo
El amor, el perdón y la reconciliaciónJesús enfatizó - y vivió - una ética de amor, perdón y reconciliaciónPablo enfatizó una ética de amor, perdón y reconciliación, y la puso en práctica
A los Judíos primero, después a los GentilesJesús fue enviado a las ovejas perdidas de Israel, y dirigía a sus discípulos a enfocarse solamente en ellos (XXX). Sólo después de su resurrección Jesús envió a sus discípulos a las naciones (Mt 28.19).En Hechos, la práctica de Pablo en cada ciudad era de ir primero a los Judíos, y sólo después de ser rechazado por los Judíos iba a los Gentiles (XXX). En sus cartas también vemos la prioridad de los Judíos en el pensamiento de Pablo (XXX).
Los marginadosJesús tenía compasión para las personas excluídas o menospreciadas por los Judíos - los Samaritanos, los Gentiles, los niños, las mujeres, los pobres, los pecadores, las prostitutas, los cobradores de impuestos.El ministerio de Pablo era de llevar las buenas nuevas de Jesús a los Gentiles, que antes eran excluídos de Israel.
El sufrimientoJesús dijo que sus discípulos serían perseguidos, y que serían bienaventurados por ser perseguidos (XXX)Pablo también dijo que todo Cristiano será perseguido, y que el sufrimiento por Cristo era fuente de bendición (XXX)
La imitación de la cruzJesús llamaba a sus discípulos a llevar sus cruces en imitación a él (XXX)Pablo también enseñaba que el Cristiano debe imitar la actitud de Cristo cuando fue crucificado (XXX)
La unión mística entre Cristo y sus discípulosJesús hizo afirmaciones como "si lo haces a uno de los más pequeños, lo haces a mí" (XXX), indicando la unidad espiritual que existe entre él y sus discípulosPablo enseñaba que la iglesia es el cuerpo de Cristo, y que el creyente está "en Cristo"
La muerte de CristoSegun los Evangelios, Jesús profetizaba su muerte "por" la humanidadLa muerte de Cristo en la cruz por la humanidad es un tema céntrico para Pablo
Bautismo y Santa Cena
Templo
Espíritu Santo
Fe
Religión

Hay varios tipos de exhortaciones en las epístolas

  1. Listas de virtudes y vicios
    1. Vicios: Rom. 13.13, Ef. 5.3-5, 1 Tim. 6.4-5
    2. Virtudes: 2 Cor. 6.6-7, Gal. 5.22-23, Ef. 4.2-3
    3. Mezclados: Gal. 5.19-23, Ef. 4.31-32, Tit. 1.7-10
  2. Códigos de hogar
    1. Esposos / esposas
    2. Padres / hijos
    3. Amos / esclavos
    4. Col. 3.18-4.1, Ef. 5.21-6.9, 1 Tim. 2.1-6.1, Tit. 2.1-10, 1 Ped. 3.1-7
  3. Exhortaciones finales—al final del cuerpo de la carta
    1. Rom. 12-15, Gal. 5-6, 1 Tes. 4-5, Col. 3.1-4.6

Versículos: Rom. 15.14-33, Flm 21-22, 1 Cor. 4.14-21, 1 Tes. 2.17-3.13, Flp. 2.19-24, Gal. 4.12-20.

La palabra παρουσία puede significar “presencia” o “llegada”. Una parusia apostólica es una sección donde Pablo quiere que sus lectores sienten su presencia con ellos.

Las formas que Pablo hace que su presencia sea sentida son cuatro:

  1. Mención de la actividad de escribir la carta (Rom. 15.14-15)
  2. Referencia a la relación entre el escritor y los lectores (Rom. 15.15-21)
  3. Mención de una visita personal en el futuro (Rom. 15.22-33)
  4. Referencia al portador de la carta (Flp. 2.19)

En sus cartas y en las narrativas de Hechos, Pablo hace un total de 250 preguntas. Para una lista de todas las preguntas paulinas que aparecen en Hechos y en las cartas de Pablo, abre Todas las preguntas de Pablo.


La gran mayoría de preguntas que hace Pablo son preguntas retóricas, preguntas que no piden información sino se usan como afirmaciones en forma de pregunta, para que el oidor reflexione, o amonestaciones en forma de pregunta, para avergonzar al oidor.


Pablo a veces amontona sus preguntas para lograr un efecto retórico. Tiene conjuntos de cinco preguntas (Ro 2.21-23, 1 Co 3.3-5, 2 Co 6.14-16, y Gl 3.2-5), seis preguntas (Ro 9.19-24), siete preguntas (1 Co 12.29-30), y hasta diez preguntas (1 Co 9.4-10).

Fuente: Roy B. Zuck, Teaching as Paul Taught, 180.


Las cuatro cartas de Pablo con más preguntas son cartas donde Pablo está en debate caluroso con algún adversario:

  • En Romanos Pablo debate con un Judío imaginario que levanta objeciones a su evangelio. En Romanos Pablo hace 85 preguntas.
  • En 1 Corintios Pablo reprende a sus destinatarios por su conducta que no corresponde a sus creencias cristianas. Hace 102 preguntas.
  • En 2 Corintios Pablo se defiende contra las acusaciones de los "super-apóstoles," y hace 25 preguntas.
  • En Gálatas Pablo reprende duramente a los destinatarios originales por su rápido abandono de las enseñanzas de Pablo. En sólo seis capítulos hace 20 preguntas.

Un quiasmo es una convención literaria donde el primer artículo en una lista corresponde al último, el segundo al penúltimo, etc hasta que las correspondencias se reunen en medio. Podemos llamarlos patrones ABBA o ABCBA. Lo que sigue son algunos ejemplos.


1 Corintios 11.8-9

Porque el varón no procede de la mujer, sino la mujer del varón,

y tampoco el varón fue creado por causa de la mujer, sino la mujer por causa del varón.


1 Corintios 6.13:

Las viandas para el vientre, y el vientre para las viandas;


el cuerpo no es para la fornicación, sino para el Señor, y el Señor para el cuerpo.

</span


Gálatas 5.17

Porque el deseo de la carne es contra el Espíritu, y el del Espíritu es contra la carne;


Otros ejemplos de quiasmos paulinos serían 1 Co. 1.24-25, 1 Co 11.12, Gl 2.7-8, y Col 3.11.

Fuente: Roy B. Zuck, Teaching as Paul Taught, 239-241.

Referencias a la enseñanza de Pablo

Con el verbo διδάσκω

  • Hc. 11.26
  • Hc. 15.35
  • Hc. 18.11
  • Hc. 20.20
  • Hc. 21.21
  • Hc. 21.28
  • Hc. 28.31
  • 1 Co. 4.17
  • Ef. 4.21
  • Col. 1.28
  • 2 Ts. 2.15

Con el sustantivo διδαχὴ

  • Hc. 13.12
  • Hc. 17.19
  • Ro. 6.17
  • Ro. 16.17
  • Tit. 1.9

Con el sustantivo διδασκαλίᾳ

  • 1 Tim. 1.10-11
  • 1 Tim. 4.6
  • 1 Tim. 6.1
  • 2 Tim. 3.10
  • Tit. 2.10

Con el verbo διανοίγω

  • Hc. 17.3

Con el verbo παρατίθημι

  • Hc. 14.23
  • Hc. 20.32
  • 1 Tim. 1.18
  • 2 Tim. 2.2

Con el verbo εκτίθημι

  • Hc. 28.23

Con el verbo κατηχηω

  • 1 Cor. 14.19

Con el verbo νουθετεω

  • Hc. 20.31
  • Col. 1.28

Pablo instruye a Timoteo y Tito a que enseñen

  • 1 Tim. 4.11
  • 1 Tim. 4.13
  • 1 Tim. 4.16
  • 1 Tim. 6.2
  • 2 Tim. 2.2
  • 2 Tim. 4.2
  • Tit. 2.1
  • Tit. 2.2
  • Tit. 2.3
  • Tit. 2.7
  • Tit. 2.15

Roy B. Zuck, Teaching as Paul Taught. (Grand Rapids: Baker, 1998), pp. 28-33.

En Hechos

  • Con el verbo κηρύσσω: 9.20, 15.35, 19.13, 20.25, 28.31
  • Con el verbo εὐαγγελίζομαι: 14.7, 14.21, 16.10, 17.18
  • Con el verbo λαλέω: 13.46, 14.25, 16.6, 16.32
  • Con el verbo ἀναγγέλλω: 20.20, 20.27, 26.20
  • Con el verbo καταγγέλλω: 13.5, 13.38, 15.36, 16.17, 17.3, 17.13
  • Con el verbo παρρησιάζομαι: 9.27, 9.28, 13.46, 14.3, 19.8
  • Con el verbo διαμαρτύρομαι: 18.5, 20.21, 20.24, 28.23

En las cartas de Pablo

  • Con el verbo κηρύσσω: 1 Cor. 1.23, 1 Cor. 9.27, 1 Cor. 15.11, 1 Cor. 15.12, 2 Cor. 1.19, 2 Cor. 4.5, 2 Cor. 11.4, Gal. 2.2, Gal. 5.11, Col. 1.23, 1 Tes. 2.9
  • Con el verbo εὐαγγελίζομαι: Rom. 1.5, Rom. 15.20, 1 Cor. 1.17, 1 Cor. 9.16 (2x), 1 Cor. 9.18, 1 Cor. 15.1, 1 Cor. 15.2, 2 Cor. 10.16, 2 Cor. 11.7, Gal. 1.8, Gal 1.9, Gal. 1.16, Gal. 1.23, Gal. 4.13, Ef. 3.8
  • Con el verbo καταγγέλλω: 1 Cor. 9.14, Col. 1.28
  • Con el verbo παρρησιάζομαι: Ef. 6.20, 1 Tes. 2.2
  • Con el verbo διαμαρτύρομαι: 1 Tes. 4.6

Fuente: Roy B. Zuck, Teaching as Paul Taught. (Grand Rapids: Baker, 1998), pp. 35-38.

Versículos: Rom. 1.14-16; 2 Cor. 1.12-17, 7.5-16, 10.7-12.13, etc

Funciónes:

  1. Informar a los lectores
  2. Defender a Pablo y reafirmar su autoridad sobre sus lectors
  3. Posiblemente presentar a Pablo como ejemplo para sus lectores
  1. Fórmula de revelación
    1. “Quiero que sepáis”
    2. “Porque no queremos que no sepáis”
    3. “Sabemos”
    4. “Sepáis que”
    5. “Os he escrito para que sepáis”
    6. ¿No sabéis?
    7. 2 Cor. 1.8, Gal. 1.11, 1 Cor. 12.1, etc.
  2. Fórmula de apelación
    1. Elementos:
      1. Παρακαλεῶ
      2. ἀδελφοί
      3. Fuente de autoridad
      4. Contenido de la apelación
    2. Versículos: Rom. 12.1, 15.30; 1 Tes. 4:1, etc
    3. Además de marcar transiciones, puede indicar un tono mas amigable que la frase “Os ordeno” u “Os mando”.
  3. Fórmula Περὶ δὲ
    1. Cambio de tema
    2. 1 Cor. 7.1, 7.25, 8.1, 12.1, 16.1, 16.12
AmadoTimoteo, Lucas, Filemón, Epeneto, Amplias, Estaquis, Pérsida
Amado hermanoTimoteo, Filemón, Tíquico, Onésimo
Amado hijoTimoteo
ColaboradorTimoteo, Tito, Aquila, Priscila, Marcos, Aristarco, Demas, Lucas, Epafrodito, Filemón
Mi compañeroTito
Compañero de miliciaEpafrodito, Aristarco, Arquipo
Compañero de prisionesAristarco, Epafrodito, Epafras
ConsiervoEpafras, Tíquico
Fiel ministroTíquico
Mi / nuestro hermanoTimoteo, Tito, Epafrodito, Cuarto, Onésimo
Mi hijoTimoteo, Onésimo
Mi querido hijoTimoteo, Tito
SiervoTimoteo, Epafras

Fuente: Roy B. Zuck, Teaching as Paul Taught. (Grand Rapids: Baker, 1998), pp. 82.

ApóstolNumerosas instancias
EsclavoHch. 16.16-17, Ro. 1.1, Flp. 1.1, Gl. 1.10, Tit. 1.1, 2 Co. 4.5
InstrumentoHch. 9.15
Maestro1 Ti. 2.7, 2 Ti. 1.11
MinistroRo. 15.16
Predicador1 Ti. 2.7, 2 Ti. 1.11
SiervoHch. 26.16, 1 Co. 4.1; véase también 1 Co. 3.5, 2 Co. 3.6, 6.4, 11.23, Ef. 3.7, Col. 1.23-25
TestigoHch. 22.15, 26.16

Roy B. Zuck, Teaching as Paul Taught. (Grand Rapids: Baker, 1998), pp. 25-28.

Pablo hizo 250 preguntas en sus cartas y en el libro de Hechos. Lo que sigue es una lista completa de las preguntas de Pablo en el canon.

Presiona aquí para ver la clave para la tabla

PreguntaReferenciaPropósito
¿Quién eres, Señor?Hc. 9.5, 22.8, 26.151
¿Qué haré, Señor?Hc. 22.101
¿No cesarás de trastornar los caminos rectos del Señor?Hc. 13.102
¿y ahora nos liberan encubiertamente?Hc. 16.372
¿Recibisteis el Espíritu Santo cuando creísteis?Hc. 19.21
¿En qué, pues, fuisteis bautizados?Hc. 19.31
¿Se me permite decirte algo?Hc. 21.373
¿Os está permitido azotar a un ciudadano romano sin haber sido condenado?Hc. 22.252
¿Se juzga entre vosotros cosa increíble que Dios resucite a los muertos?Hc. 26.84
¿Crees, rey Agripa, a los profetas?Hc. 26.273
¿piensas que escaparás del juicio de Dios? ¿O menosprecias las riquezas de su benignidad, paciencia y generosidad, ignorando que su benignidad te guía al arrepentimiento?Rom. 2.3-42, 5, 6
Tú, pues, que enseñas a otro, ¿no te enseñas a ti mismo? Tú que predicas que no se ha de robar, ¿robas? Tú que dices que no se ha de adulterar, ¿adulteras? Tú que abominas de los ídolos, ¿cometes sacrilegio? Tú que te jactas de la Ley, ¿con infracción de la Ley deshonras a Dios?Rom. 2.21-232, 7
...si el incircunciso guarda las ordenanzas de la Ley, ¿no será considerada su incircuncisión como circuncisión?Rom. 2.264, 5
¿Qué ventaja tiene, pues, el judío? ¿De qué aprovecha la circuncisión?Rom. 3.14, 5
¿Pues qué, si algunos de ellos han sido incrédulos? Su incredulidad, ¿habrá hecho nula la fidelidad de Dios?Rom. 3.34, 8
Y si nuestra injusticia hace resaltar la justicia de Dios, ¿qué diremos? ¿Será injusto Dios al dar el castigo?Rom. 3.54, 8
De otro modo, ¿cómo juzgaría Dios al mundo? Pero si por mi mentira la verdad de Dios abundó para su gloria, ¿por qué aún soy juzgado como pecador? ¿Y por qué no decir (como se nos calumnia, y como algunos, cuya condenación es justa, afirman que nosotros decimos): «Hagamos males para que vengan bienes»?¿Qué, pues? ¿Somos nosotros mejores que ellos?Rom. 3.6-94, 8, 9, 10
¿Dónde, pues, está la jactancia?...¿Por cuál ley? ¿Por la de las obras?Rom. 3.274, 6, 7, 8
¿Es Dios solamente Dios de los judíos? ¿No es también Dios de los gentiles?Rom. 3.293, 4, 8
Luego, ¿por la fe invalidamos la Ley?Rom. 3.314, 8
¿Qué, pues, diremos que halló Abraham, nuestro padre según la carne?Rom. 4.14
pues ¿qué dice la Escritura?Rom. 4.31, 4
¿Es, pues, esta bienaventuranza solamente para los de la circuncisión o también para los de la incircuncisión?Rom. 4.94
¿Cómo, pues, le fue contada? ¿Estando en la circuncisión, o en la incircuncisión?Rom. 4.101, 4
¿Qué, pues, diremos? ¿Perseveraremos en el pecado para que la gracia abunde?Rom. 6.14, 8, 9
Porque los que hemos muerto al pecado, ¿cómo viviremos aún en él? ¿O no sabéis que todos los que hemos sido bautizados en Cristo Jesús, hemos sido bautizados en su muerte?Rom. 6.2-31, 4
¿Qué, pues? ¿Pecaremos porque no estamos bajo la Ley, sino bajo la gracia?Rom. 6.154, 8, 9
¿No sabéis que si os sometéis a alguien como esclavos para obedecerlo, sois esclavos de aquel a quien obedecéis, sea del pecado para muerte o sea de la obediencia para justicia?Rom. 6.161, 2, 4
¿Pero qué fruto teníais de aquellas cosas de las cuales ahora os avergonzáis?Rom. 6.211, 4
¿Acaso ignoráis, hermanos (hablo con los que conocen de leyes), que la ley se enseñorea del hombre entre tanto que este vive?Rom. 7.11
¿Qué, pues, diremos? ¿La Ley es pecado?Rom. 7.74, 8, 9
Entonces, ¿lo que es bueno, vino a ser muerte para mí?Rom. 7.134, 8
¿Quién me librará de este cuerpo de muerte?Rom. 7.2410
¿Qué, pues, diremos a esto? Si Dios es por nosotros, ¿quién contra nosotros? El que no escatimó ni a su propio Hijo, sino que lo entregó por todos nosotros, ¿cómo no nos dará también con él todas las cosas? ¿Quién acusará a los escogidos de Dios?Rom. 8.31-333, 4, 9
¿Quién es el que condenará?Rom. 8.344
¿Quién nos separará del amor de Cristo? ¿Tribulación, angustia, persecución, hambre, desnudez, peligro o espada?Rom. 8.354
¿Qué, pues, diremos? ¿Que hay injusticia en Dios?Rom. 9.144, 8, 9
Pero me dirás: «¿Por qué, pues, inculpa? ¿Quién ha resistido a su voluntad?» Pero tú, hombre, ¿quién eres, para que alterques con Dios? ¿Dirá el vaso de barro al que lo formó: «Por qué me has hecho así»? ¿Acaso no tiene potestad el alfarero sobre el barro para hacer de la misma masa un vaso para honra y otro para deshonra? ¿Y qué, si Dios, queriendo mostrar su ira y hacer notorio su poder, soportó con mucha paciencia los vasos de ira preparados para destrucción?Rom. 9.19-222, 4, 8, 10
¿Qué si lo hizo para dar a conocer sus gloriosas riquezas a los que eran objeto de su misericordia, y a quienes de antemano preparó para esa gloria?Rom. 9.23 (NVI - Zuck tiene vv. 23-24 como una pregunta entera. Reina Valera tiene ambos versículos como afirmaciones)4
¿Qué, pues, diremos?Rom. 9.309
¿Por qué?Rom. 9.324
¿Quién subirá al cielo?...¿quién descenderá al abismo?Rom. 10.6-71, 4
Mas ¿qué dice?Rom. 10.81, 4
¿Cómo, pues, invocarán a aquel en el cual no han creído? ¿Y cómo creerán en aquel de quien no han oído? ¿Y cómo oirán sin haber quien les predique? ¿Y cómo predicarán si no fueren enviados?Rom. 10.14-154
Isaías dice: Señor, ¿quién ha creído a nuestro anuncio?Rom. 10.1611
¿No han oído?Rom. 10.181, 4
¿No ha conocido esto Israel?Rom. 10.191, 4
¿Ha desechado Dios a su pueblo?Rom. 11.14, 8
¿O no sabéis qué dice de Elías la Escritura, cómo invoca a Dios contra Israel, diciendo: Señor, a tus profetas han dado muerte, y tus altares han derribado; y sólo yo he quedado, y procuran matarme?Rom. 11.2-31
¿qué le dice la divina respuesta?Rom. 11.41
¿Qué pues?Rom. 11.79
¿Han tropezado los de Israel para que cayesen?Rom. 11.114, 8
Porque si su exclusión es la reconciliación del mundo, ¿qué será su admisión, sino vida de entre los muertos?Rom. 11.154
Porque si tú fuiste cortado del que por naturaleza es olivo silvestre, y contra naturaleza fuiste injertado en el buen olivo, ¿cuánto más éstos, que son las ramas naturales, serán injertados en su propio olivo?Rom. 11.244
Porque ¿quién entendió la mente del Señor? ¿O quién fue su consejero? ¿O quién le dio a él primero, para que le fuese recompensado?Rom. 11.34-354, 8
¿Quieres, pues, no temer la autoridad?Rom. 13.35
¿Tú quién eres, que juzgas al criado ajeno?Rom. 14.42
Pero tú, ¿por qué juzgas a tu hermano? O tú también, ¿por qué menosprecias a tu hermano?Rom. 14.102, 4, 11
¿Acaso está dividido Cristo? ¿Fue crucificado Pablo por vosotros? ¿O fuisteis bautizados en el nombre de Pablo?1 Cor. 1.134, 8
¿Dónde está el sabio? ¿Dónde está el escriba? ¿Dónde está el disputador de este siglo? ¿No ha enloquecido Dios la sabiduría del mundo?1 Cor. 1.203, 4
Porque ¿quién de los hombres sabe las cosas del hombre, sino el espíritu del hombre que está en él?1 Cor. 2.114
¿no sois carnales, y andáis como hombres?1 Cor. 3.33, 4
¿no sois carnales? ¿Qué, pues, es Pablo, y qué es Apolos?1 Cor. 3.4-53, 4
¿No sabéis que sois templo de Dios, y que el Espíritu de Dios mora en vosotros?1 Cor. 3.161, 3, 4
Porque ¿quién te distingue? ¿o qué tienes que no hayas recibido? Y si lo recibiste, ¿por qué te glorías como si no lo hubieras recibido?1 Cor. 4.72, 4
¿Qué queréis? ¿Iré a vosotros con vara, o con amor y espíritu de mansedumbre?1 Cor. 4.212, 4, 5
¿No debierais más bien haberos lamentado, para que fuese quitado de en medio de vosotros el que cometió tal acción?1 Cor. 5.22, 3, 4
¿No sabéis que un poco de levadura leuda toda la masa?1 Cor. 5.61, 4
Porque ¿qué razón tendría yo para juzgar a los que están fuera? ¿No juzgáis vosotros a los que están dentro?1 Cor. 5.123, 4
¿Osa alguno de vosotros, cuando tiene algo contra otro, ir a juicio delante de los injustos, y no delante de los santos? ¿O no sabéis que los santos han de juzgar al mundo? Y si el mundo ha de ser juzgado por vosotros, ¿sois indignos de juzgar cosas muy pequeñas? ¿O no sabéis que hemos de juzgar a los ángeles? ¿Cuánto más las cosas de esta vida? Si, pues, tenéis juicios sobre cosas de esta vida, ¿ponéis para juzgar a los que son de menor estima en la iglesia?1 Cor. 6.1-41, 2, 4
¿Pues qué, no hay entre vosotros sabio, ni aun uno, que pueda juzgar entre sus hermanos, 6sino que el hermano con el hermano pleitea en juicio, y esto ante los incrédulos?1 Cor. 6.5-62, 4, 10
¿Por qué no sufrís más bien el agravio? ¿Por qué no sufrís más bien el ser defraudados?1 Cor. 6.72, 4
¿No sabéis que los injustos no heredarán el reino de Dios?1 Cor. 6.91, 4
¿No sabéis que vuestros cuerpos son miembros de Cristo? ¿Quitaré, pues, los miembros de Cristo y los haré miembros de una ramera? De ningún modo. ¿O no sabéis que el que se une con una ramera, es un cuerpo con ella?1 Cor. 6:15-161, 4, 6, 8
¿O ignoráis que vuestro cuerpo es templo del Espíritu Santo, el cual está en vosotros, el cual tenéis de Dios, y que no sois vuestros?1 Cor. 6.191, 4
Porque ¿qué sabes tú, oh mujer, si quizá harás salvo a tu marido? ¿O qué sabes tú, oh marido, si quizá harás salva a tu mujer?1 Cor. 7.164
¿Fue llamado alguno siendo circunciso?...¿Fue llamado alguno siendo incircunciso?1 Cor. 7.181
¿Fuiste llamado siendo esclavo?1 Cor. 7.211
¿Estás ligado a mujer?...¿Estás libre de mujer?1 Cor. 7.271
porque si alguien te ve a ti, que tienes conocimiento, sentado a la mesa en un lugar dedicado a los ídolos, la conciencia de aquel, que es débil, ¿no será estimulada a comer de lo sacrificado a los ídolos?1 Cor. 8.103, 4, 5
¿No soy apóstol? ¿No soy libre? ¿No he visto a Jesús el Señor nuestro? ¿No sois vosotros mi obra en el Señor?1 Cor. 9.11, 3, 4
¿Acaso no tenemos derecho a comer y beber? ¿No tenemos derecho a llevar con nosotros una hermana por esposa, como hacen también los otros apóstoles, los hermanos del Señor y Cefas? ¿O solo yo y Bernabé no tenemos derecho a no trabajar? ¿Quién fue jamás soldado a sus propias expensas? ¿Quién planta una viña y no come de su fruto? ¿O quién apacienta el rebaño y no toma de la leche del rebaño? ¿Digo esto solo como hombre? ¿No dice esto también la Ley?1 Cor. 9.4-81, 3, 4, 8
¿Se preocupa Dios por los bueyes o lo dice enteramente por nosotros?1 Cor. 9.9-103, 4, 8
Si nosotros sembramos entre vosotros lo espiritual, ¿será mucho pedir que cosechemos de vosotros lo material? Si otros participan de este derecho sobre vosotros, ¿cuánto más nosotros?1 Cor. 9.11-123, 4, 8
¿No sabéis que los que trabajan en las cosas sagradas, comen del Templo, y que los que sirven al altar, del altar participan?1 Cor. 9.131, 4
¿Cuál, pues, es mi recompensa?1 Cor. 9.184, 5
La copa de bendición que bendecimos, ¿no es la comunión de la sangre de Cristo? El pan que partimos, ¿no es la comunión del cuerpo de Cristo?1 Cor. 10.163, 4
Mirad a Israel según la carne: los que comen de los sacrificios, ¿no son partícipes del altar? ¿Qué digo, pues? ¿Que el ídolo es algo, o que es algo lo que se sacrifica a los ídolos?1 Cor. 10.18-193, 4, 8
¿O provocaremos a celos al Señor? ¿Somos acaso más fuertes que él?1 Cor. 10.224, 8
¿por qué se ha de juzgar mi libertad por la conciencia de otro? 30Y si yo con agradecimiento participo, ¿por qué he de ser censurado por aquello por lo cual doy gracias?1 Cor. 10.29-304, 5
¿Es propio que la mujer ore a Dios sin cubrirse la cabeza? 14La naturaleza misma ¿no os enseña que al varón le es deshonroso dejarse crecer el cabello?1 Cor. 11.13-144, 5, 8
Pues qué, ¿no tenéis casas en que comáis y bebáis? ¿O menospreciáis la iglesia de Dios, y avergonzáis a los que no tienen nada? ¿Qué os diré? ¿Os alabaré?1 Cor. 11.222, 4, 5, 8
Si dijera el pie: «Como no soy mano, no soy del cuerpo», ¿por eso no sería del cuerpo? Y si dijera la oreja: «Porque no soy ojo, no soy del cuerpo», ¿por eso no sería del cuerpo? Si todo el cuerpo fuera ojo, ¿dónde estaría el oído? Si todo fuera oído, ¿dónde estaría el olfato?1 Cor. 12.15-174
¿dónde estaría el cuerpo?1 Cor. 12.194
¿Son todos apóstoles? ¿Son todos profetas? ¿Son todos maestros? ¿Hacen todos milagros? ¿Tienen todos dones de sanidad? ¿Hablan todos lenguas? ¿Interpretan todos?1 Cor. 12.29-304, 8
¿qué os aprovechará, si no os hablo con revelación, con conocimiento, con profecía o con doctrina?1 Cor. 14.64
¿cómo se sabría lo que se toca con la flauta o con la cítara? Y si la trompeta diera un sonido incierto, ¿quién se prepararía para la batalla? Así también vosotros, si por la lengua que habláis no dais palabra bien comprensible, ¿cómo se entenderá lo que decís?1 Cor. 14.7-94
¿Qué, pues?1 Cor. 14.154, 5
si bendices solo con el espíritu, el que ocupa lugar de simple oyente, ¿cómo dirá «Amén» a tu acción de gracias?1 Cor. 14.164
Si, pues, toda la iglesia se reúne en un lugar, y todos hablan en lenguas, y entran indoctos o incrédulos, ¿no dirán que estáis locos?1 Cor. 14.233, 4
¿qué podemos decir?1 Cor. 14.264, 9
¿Acaso ha salido de vosotros la palabra de Dios, o solo a vosotros ha llegado?1 Cor. 14.364, 8
Pero si se predica que Cristo resucitó de los muertos, ¿cómo dicen algunos entre vosotros que no hay resurrección de muertos?1 Cor. 15.124
De otro modo, ¿qué harán los que se bautizan por los muertos, si de ninguna manera los muertos resucitan? ¿Por qué, pues, se bautizan por los muertos? ¿Y por qué nosotros nos exponemos a peligros a toda hora?1 Cor. 15.29-304
Pero preguntará alguno: «¿Cómo resucitarán los muertos? ¿Con qué cuerpo vendrán?»1 Cor. 15.351, 4
¿Dónde está, muerte, tu aguijón? ¿Dónde, sepulcro, tu victoria?1 Cor. 15.5510
Así que, al proponerme esto, ¿actué precipitadamente? O lo que pienso hacer, ¿lo pienso según la carne, para que haya en mí «sí» y «no»?2 Cor. 1.174, 8
porque si yo os causo tristeza, ¿quién será luego el que me alegre, sino aquel a quien yo entristecí?2 Cor. 2.24
Y para estas cosas, ¿quién es suficiente?2 Cor. 2.164
¿Comenzamos otra vez a recomendarnos a nosotros mismos? ¿O tenemos necesidad, como algunos, de cartas de recomendación para vosotros o de recomendación de vosotros?2 Cor. 3.14, 8
Si el ministerio de muerte grabado con letras en piedras fue con gloria, tanto que los hijos de Israel no pudieron fijar la vista en el rostro de Moisés a causa del resplandor de su rostro, el cual desaparecería, ¿cómo no será más bien con gloria el ministerio del Espíritu?2 Cor. 3.7-83, 4
porque ¿qué compañerismo tiene la justicia con la injusticia? ¿Y qué comunión, la luz con las tinieblas? ¿Qué armonía puede haber entre Cristo y Belial? ¿O qué parte el creyente con el incrédulo? ¿Y qué acuerdo hay entre el templo de Dios y los ídolos?2 Cor. 6.14-164, 8
¿Pequé yo humillándome a mí mismo, para que vosotros fuerais enaltecidos, por cuanto os he predicado de balde el evangelio de Dios?2 Cor. 11.74, 8
¿Son hebreos?...¿Son israelitas?...¿Son descendientes de Abraham?...¿Son ministros de Cristo?2 Cor. 11.22-233, 8
¿Quién enferma y yo no enfermo? ¿A quién se le hace tropezar y yo no me indigno?2 Cor. 11.294
¿en qué habéis sido menos que las otras iglesias, sino en que yo mismo no os he sido carga?2 Cor. 12.134
¿Acaso os he engañado por medio de alguno de los que he enviado a vosotros?2 Cor. 12.178
¿Os engañó acaso Tito? ¿No hemos procedido con el mismo espíritu? ¿No hemos seguido en las mismas pisadas? ¿Acaso pensáis aún que nos disculpamos con vosotros?2 Cor. 12:18-194, 8
¿Acaso busco ahora la aprobación de los hombres o la de Dios? ¿O trato de agradar a los hombres?Gal. 1.104, 5, 8
«Si tú, siendo judío, vives como los gentiles y no como judío, ¿por qué obligas a los gentiles a judaizar?»Gal. 2.144, 7, 11
Ahora bien, si buscando ser justificados en Cristo, también nosotros resultamos ser pecadores, ¿es por eso Cristo ministro de pecado?Gal. 2.174, 8
¿quién os fascinó para no obedecer a la verdad, a vosotros ante cuyos ojos Jesucristo fue ya presentado claramente crucificado?Gal. 3.11, 4
¿Recibisteis el Espíritu por las obras de la Ley o por el escuchar con fe? ¿Tan insensatos sois? Habiendo comenzado por el Espíritu, ¿ahora vais a acabar por la carne? ¿Tantas cosas habéis padecido en vano?Gal. 3.2-42, 4, 5
Aquel, pues, que os da el Espíritu y hace maravillas entre vosotros, ¿lo hace por las obras de la Ley o por el oir con fe?Gal. 3.55
Entonces, ¿para qué sirve la Ley?Gal. 3.191, 4
Entonces, ¿la Ley contradice las promesas de Dios?Gal. 3.214, 8
¿cómo es que os volvéis de nuevo a los débiles y pobres rudimentos, a los cuales os queréis volver a esclavizar?Gal. 4.94, 5, 10
¿Dónde, pues, está esa satisfacción que experimentabais?Gal. 4.154, 10
¿Me he hecho, pues, vuestro enemigo por deciros la verdad?Gal. 4.164, 8
¿no habéis oído la Ley?Gal. 4.211, 2
Pero ¿qué dice la Escritura?Gal. 4.301
¿Quién os estorbó para no obedecer a la verdad?Gal. 5.71, 2
¿por qué padezco persecución todavía?Gal. 5.114
Y eso de que «subió», ¿qué es, sino que también había descendido primero a las partes más bajas de la tierra?Ef. 4.94
¿Qué, pues?Flp. 1.184, 5
¿qué escogeré?Flp. 1.22 (NVI)5
Si habéis muerto con Cristo en cuanto a los rudimentos del mundo, ¿por qué, como si vivierais en el mundo, os sometéis a preceptos tales como: «No uses», «No comas», «No toques»?Col. 2.20-212, 4
pues ¿cuál es nuestra esperanza, gozo o corona de que me gloríe? ¿No lo sois vosotros, delante de nuestro Señor Jesucristo, en su venida?1 Tes. 2.191, 3, 4
¿No os acordáis que cuando yo estaba todavía con vosotros os decía esto?2 Tes. 2.51
el que no sabe gobernar su propia casa, ¿cómo cuidará de la iglesia de Dios?1 Tim. 3.54, 5

Roy B. Zuck, Teaching as Paul Taught. (Grand Rapids: Baker, 1998), pp. 184-197

Las partes principales de las cartas de Pablo son cuatro:

  1. La introducción
  2. La acción de gracias
  3. El cuerpo
  4. La conclusión

Las introducciones de las cartas de Pablo

Las introducciones de las cartas de Pablo contienen tres elementos:

  1. Una descripción del autor ("Pablo, apóstol de Jesucristo...")
  2. Una descripción de los destinatarios ("a todos los que estáis en Roma...")
  3. Un saludo ("Gracia y paz a vosotros...")

Las palabras "gracia y paz" son significativos para las introducciones:

  • "Gracia" (χάρις) es una adaptación del típico saludo griego, "χάρειν".
  • "Paz" (εἰρήνη) es la traducción al griego del típico saludo hebreo, shalom.

Las palabras "gracia y paz" son un buen resumen del evangelio en sólo dos palabras: la gracia de Dios que resulta en paz entre Dios y la humanidad, y resulta en paz entre los seres humanos.


Por lo general, cuando Pablo añade material a sus introducciones y acciones de gracias, es para anticipar temas que tratará en el cuerpo de la carta. (p. ej. 1 Corintios 1.4-9)


Las secciones de 'acciones de gracias' en las cartas de Pablo

La forma de sus acciones de gracias probablemente fue influenciada por las cartas helénicas de su tiempo, pero su contenido fue influenciado por el Judaísmo.


Las funciones de una acción de gracias

  • Renovar la relación positiva entre Pablo y los destinatarios
  • Exhortar de una manera implícita: para merecer el cumplido del autor, los destinatarios deben vivir como él los describió
  • Servir de transición al cuerpo de la carta
  • Introducir algunos de los temas principales de la carta

Los elementos de una acción de gracias

  • Verbo: Εὐχαριστῶ ("Doy gracias")
  • Manera de dar gracias (p. ej. "día y noche")
  • Motivo de su agradecimiento: (p. ej. “por su fe y amor”)
  • Explicación / expansión de la causa
  • Contenido de la petición

Acciones de gracias notables:

  • 1 Corintios 1.4-9 introduce sutilmente el problema en Corinto: los Cristianos en Corinto se jactan que han sido "enriquecidos" y no faltan "en ningún don". Tienen dones de "palabra" y de "conocimiento". Esto ha provocado conflictos entre ellos. Pablo quiere insistir que es más importante buscar la unidad y el amor ("fuisteis llamados a la comunión").
  • La carta de Pablo a las Gálatas es notable porque Pablo fue tan frustrado con ellos que no incluyó una acción de gracias en su carta. ¡En su lugar Pablo pone una doble maldición (1.8-9)!
  • Además de ser larga, la acción de gracias en 1 Tesalonicenses 1.2-10 tiene esta distinción: En 2.13 Pablo dice «Por lo cual también nosotros damos gracias a Dios sin cesar...». Algunos comentaristas creen que 2.1-12 ha sido una interrupción de la acción de gracias que empieza en 1.2, y que 2.13 es la reanudación de esta sección para terminarla antes de entrar al cuerpo de la carta en 2.17.

Para Pablo, sus oraciones involucraban su memoria de sus congregaciones, y la memoria de sus congregaciones le llenaba de gozo de de agradecimiento. Para Pablo, "…acción de gracias tenía que ver con personas, no con cosas o eventos….reconocer a otras personas como dones, como dones que pertencen primeramente a Dios, sin importar qué tan irritantes algunos de estos sus dones pueden parecerse a nosotros. Dar gracias a Dios por su pueblo no elimina la necesidad de corregir o amonestarlo; Pablo todavía lo hará. Pero dar gracias a Dios por ellos ofrece la posibilidad de disminuir la auto-importancia de uno en relación con los demás.” Fuente: Gordon D. Fee, Listening to the Spirit in the Text. (Grand Rapids: Wm. B. Eerdmans, 2000), 41-42.


Elementos literarios encontrados en el cuerpo de las cartas

Catálogos de aflicciones, donde Pablo hace una lista de las cosas que ha sufrido (p. ej., 2 Co 4.8-9, 6.4-5, 11.23-29, 12.10)


Códigos de hogar (muchos usan el nombre alemán, Haustafel), donde el autor imparte instrucciones a los distintos miembros del hogar (varones y mujeres, padres e hijos, amos y esclavos) (p. ej., Efesios 5.21-6.9)


Diatribas, donde el autor tiene una conversación con un locutor imaginario, generalmente con alguien que levanta objeciones (p. ej., Romanos 3.3-6, 6.1-2, 6.15-16, 9.14-15)

Las diatribas tiene cuatro partes en Romanos:

  1. Las palabras griegas ti oun ("¿Qué [diremos] entonces?")
  2. Una pregunta retórica (p. ej. "¿Pecaremos para que la gracia abunde?")
  3. Las palabras griegas me genoito ("¡Jamás!" o "¡De ninguna manera!")
  4. Una respuesta a la pregunta retórica

Doxologías, donde el autor glorifica a Dios por sus virtues (Romanos 11.33-36, 16.25-27, Gálatas 1.5, Filipenses 4.20, 1 Timoteo 6.16, 2 Timoteo 4.18)


Listas de virtudes (p.ej., Gálatas 5.22-23) y listas de vicios (Gálatas 5.19-21)


Material litúrgico y confesional

  • Liturgico (himnos): Filipenses 2.5-11, Colosenses 1.15-20
  • Confesional: Romanos 1.3-4, 1 Corintios 15.3-4

"Palabras fieles" (p.ej., 1 Timoteo 1.15, 3.1, 4.8-10)


Reportes autobiográficos acerca de las actividades del autor (p. ej., Filipenses 1.12-26)


Técnicas de transición encontradas en el cuerpo de las cartas

Expresiones de confianza, donde el autor expresa su confianza que el destinatario cumplirá con las expectativas del autor (Filemón 21, 2 Tesalonicenses 3.4)


Fórmulas de revelación, donde el autor anuncia su nuevo tema abiertamente con frases como "Tengo esto que decir," "Quiero que sepan," "Ustedes ya saben esto," (2 Corintios 1.8, Gálatas 1.11)


Fórmulas de apelación, donde el autor ruega a los lectores a que hagan algo (Romanos 12.1, 15.30)


Fórmulas "peri de," donde el autor empieza un nuevo tema con las palabras griegas peri de ("acerca de" o "con respecto a") (1 Corintios 7.1, 7.25, 8.1)


Elementos encontrados en las conclusiones epistolarias

La Bendición de paz

  • Forma: “Y el Dios de paz contigo”
  • La bendición de paz ocurre en 6 de las 13 cartas de Pablo (Rom. 15.33, 16.20ª, 2 Cor. 13.11, Fil. 4.9b, 1 Tes. 5.23, 2 Tes. 3.16, Gal. 6.16)
  • Las siguientes cuatro son significantes porque han sido adaptadas: Rom. 16.20ª, 1 Tes. 5.23, 2 Tes. 3.16, Gal. 6.16.
  • 1 Tes. 5.23 refleja tres temas principales de la carta: un llamado a la santidad, la certeza de la venida de Cristo, y consolación para Cristianos perseguidos.
  • Gal. 6.16 refleja la declaración de Pablo dentro de la carta que los Cristianos son los legítimos herederos de Abraham.

Exhortaciones finales

  • Se encuentran en todas las epístolas de Pablo
  • Se introducen con la palabra “finalmente” (2 Cor. 3.11, Gal. 6.17, Flp. 4.8) y/o con “Hermanos” (Rom. 16.17, 2 Cor. 13.11, 1 Tes. 5.25, Flm. 20).

Saludos

  • Hay saludos en todas las cartas menos Gálatas y Efesios
  • Hubo tres tipos de saludos
    1. Primera persona (“Yo saludo”)
    2. Segunda persona (“Saluda a Fulano”)
    3. Tercera persona (“Fulano les saluda”)
  • La función de un saludo era de fortalecer la amistad del autor con los destinatarios
  • El ósculo santo (Rom. 15.16, 1 Cor. 16.20, 2 Cor. 13.12, 1 Tes. 5.26)
    • Es un saludo especial que sólo ocurre en cartas donde hubo conflicto entre los hermanos de la iglesia
    • Es un desafío que los destinatarios se reconcilien y que busquen la paz.

Firmas

  • “En mi propia mano” (1 Cor. 16.21, Gal. 6.11, 2 Tes. 3.17, Flm 19, Col. 4.18)
  • La función de una firma era para mostrar que la carta era auténtica

La Bendición de Gracia

  • Formato: “La gracia de nuestro Señor Jesucristo sea con vosotros”
  • Debemos notar el quiasmo que envuelve las cartas:
    • En las introducciones de las cartas, el saludo es "Gracia y paz," siempre en ese orden.
    • En las conclusiones, la bendición de paz es primero, y la bendición de gracia al final.

Gracia Paz Cuerpo de la carta Paz Gracia


Parusías apostólicas

Una parusía apostólica es una forma de hacer que los lectores sientan como si el autor estuviera presente con ellos. Hay cuatro maneras en que Pablo hacía esto:

  1. Mencionar su acto de escribir la carta (p. ej. Romanos 15.14-15)
  2. Mencionar su relación con los destinatarios (p. ej. Romanos 15.15-21)
  3. Mencionar su deseo de visitar a los destinatarios (p. ej. Romanos 15.22-33)
  4. Mencionar al portador de la carta (p. ej. Filipenses 2.19, Romanos 16.1)
LibroAspectos literarios
RomanosDiatriba
1 CorintiosFórmulas peri de
Preguntas retóricas
2 CorintiosTono defensivo
Catálogo de aflicciones
GálatasAnatema
Tono defensivo
Falta de acción de gracias
EfesiosLargas oraciones
Código de hogar
FilipensesHimno cristológico
Autobiografía de Pablo
ColosensesCódigo de hogar
1 TesalonicensesTono defensivo
Fórmulas de revelación
2 Tesalonicenses-
1 TimoteoPalabras fieles
Encargos solemnes
2 TimoteoPalabras fieles
Encargos solemnes
TitoPalabras fieles
Paradoja del mentiroso
FilemónTécnicas retóricas
LibroMensaje, temas
RomanosPecado universal
Justificación
El papel de la ley
Los gemidos del Espíritu y de la creación
Judíos y Gentiles
El futuro de Israel
1 CorintiosEl templo de Dios
Matrimonio
Sensibilidad cultural
Santa cena
Dones espirituales
Resurrección
2 CorintiosGloria
Sufrimiento
Pablo
Ministerio y evangelismo
GálatasPablo
Justificación
Espíritu Santo
EfesiosGracia/obras
Judíos y Gentiles
"En Cristo"
Iglesia
Amor
Unidad
Poderes
FilipensesEstado intermedio
Ejemplos de Jesucristo, Pablo y Epafrodito
ColosensesCristología alta
Reconciliación cósmica
1-2 TesalonicensesEscatología
Trabajo
Elección
1 TimoteoCalificaciones de liderazgo
2 TimoteoPasar la batuta
Inspiración Escrituras
TitoGracia/obras
Requisitos para el liderazgo
FilemónHermandad cristiana
LibroRespuestas deseadas
RomanosSacrificar cuerpos y mentes
Someterse al gobierno romano
Aceptarse Judíos y Gentiles
1 CorintiosDejar de pelear
Arrepentirse de la inmoralidad
No comer en los templos
Tener consideración / sensibilidad cultural
No inquietarse para cambiar su estado social actual
Enfatizar el amor más que los dones
Hacer las cosas ordenadamente
2 CorintiosRechazar a los super-apóstoles
Confiar en Pablo
Realizar la ofrenda
GálatasNo circuncidarse
Confiar en Pablo
EfesiosAmar y estar unidos
Usar los dones
Estar firmes contra Satanás
FilipensesSer humildes y tener unidad
Imitar los buenos ejemplos
Regocijarse
ColosensesVestirse de cualidades cristianas
1-2 TesalonicensesTrabajar
No inquietarse por la persecución o la segunda venida
1 TimoteoPoner en orden la iglesia (culto, mujeres, líderes, viudas)
2 TimoteoDesempeñar su ministerio con fidelidad
Venir pronto
TitoNombrar líderes,
Enseñar doctrina sana
FilemónReconciliarse
LibroSituación
RomanosTensión entre Judíos y Gentiles;
Ofrenda
1 CorintiosDivisiones sobre líderes, cena, dones,
Jactancia en su sabiduría y elocuencia,
Inmoralidad sexual;
Idolatría y comida
2 CorintiosCambio de itinerario
Super-apóstoles critican a Pablo
Ofrenda
GálatasJudaizantes critican a Pablo y exigen la circuncisión
EfesiosNinguna - carta circular
FilipensesPablo encarcelado y molestosos predicadores;
Conflicto entre dos mujeres;
Inminente llegada de falsos maestros
ColosensesAdoración de ángeles;
Asceticismo excesivo
1-2 TesalonicensesPersecución de parte de los Judíos;
Flojera en algunos Cristianos;
Inquietudes acerca de la segunda venida
1 TimoteoDiscusiones sobre la ley
Falsos maestros
Viudas y otras mujeres descontroladas
Avaricia
2 TimoteoPablo encarcelado y sentenciado a morir;
Oposición de muchos individuos
TitoUna iglesia inmadura ("nacos")
Mentirosa sociedad
FilemónPablo encarcelado;
Esclavo fugitivo

Lo que sigue es una armonía de los eventos de la vida de Pablo que encontramos en el Nuevo Testamento.


Antes de su conversión

Hechos 7.58-8.3Estuvo en Jerusalén cuando Esteban fue apedreado. Estuvo de acuerdo con la ejecución de Esteban y guardó la ropa de los que lo apedrearon.
Hechos 21.39Pablo era judío, ciudadano de Tarso en Cilicia
Hechos 22.3-5, 22.19-20, 22.26-29Nació un ciudadano romano. Creció en Jerusalén, enseñado por Gamaliel. Perseguía a los Cristianos con prisión, palizos y hasta la muerte. Consiguió cartas para arrestar a los Cristianos en Damasco.
Hechos 26.4, 26.9-11Pablo era Fariseo; votó contra los Cristianos; fue de una ciudad a otra buscando conseguir que los Cristianos blasfemaran; consiguió permiso para ir a ciudades extranjeras para hacer lo mismo
Gálatas 1.13-14Pablo fue el mejor alumno de su clase, celoso para la ley
Filipenses 3.5-6Pablo fue circuncidado el octavo día; era del pueblo de Israel, de la tribu de Benjamín, un Hebreo. Era Fariseo. Era celoso, persiguiendo a la iglesia. Era irreprochable en cuanto a la ley.
Romanos 11.1Pablo es Israelita, descendiente de Abraham, de la tribu de Benjamín

Su conversión / comisión (34 o 35 d.c.)

Hechos 9.1-19aEl relato de la conversión o comisión de Pablo
Hechos 22.1-21Pablo relata su comisión a los Judíos en Jerusalén
Hechos 26.9-18Pablo relata su comisión nuevamente, al Rey Agripa
Gálatas 1.11-12Su evangelio vino directamente de Jesucristo.

Su actividad misionera temprana (35-47 d.c.)

Hechos 9.19b-25Predicó con poder por muchos días en Damasco. Los judíos lo opusieron, y los creyentes lo bajaron en una canasta desde el muro de la ciudad para que escapara
2 Corintios 11.32-33El gobernador bajo el Rey Aretas puso Damasco bajo guardía para arrestar a Saulo.
Gálatas 1.17-24Pablo dice que no fue directamente a Jerusalén después de su conversión. Fue a Arabia, y después volvió a Damasco. Primera visita a Jerusalén: Tres años después fue a Jerusalén por 15 días, y de los líderes de la iglesia solo conoció a Pedro y Jacobo. No conoció las iglesias en esa ocasión. Después fue a Siria y Cilicia.
Hechos 9.26-31Bernabé introduce Pablo a los apóstoles y Pablo tiene un breve tiempo de ministerio en Jerusalén.
Hechos 11.25-30Bernabé lleva a Pablo a Antioquía, y ministran ahí por un año. Segunda visita a Jerusalén: La iglesia en Antioquía envía a Pablo y Bernabé con una ofrenda para los necesitados.
Hechos 12.25Pablo y Bernabé regresan de Jerusalén a Antioquía.
Gálatas 2.1-10Tercera visita: Pablo explica que este viaje a Jerusalén también fue en respuesta a una revelación. Pablo no rindió a la presión de los judaizantes (Tito estuvo y no sintió la necesidad de ser circuncidado). Pablo expuso su evangelio a los líderes (Jacobo, Pedro y Juan). Los líderes afirmaron el evangelio de Pablo y expresaron su unidad con Pablo y Bernabé.

Su primer viaje misionero (46-7 o 47-8 d.c.)

Hechos 13.1-14.28
13.1-3Comisión en Antioquía
13.4Seleucia (puerto cerca de Antioquía)
13.4-12Chipre
Salamina (13.4-5)
Pafos (Sergio Paulo y Bar-Jesús, 13.6-12)
13.13Panfilia
Perge (el puerto donde Juan Marcos abandonó a Pablo y Bernabé)
13.14-14.23Pisidia
Antioquía de Pisidia (13.14-52)
Iconio (14.1-5)
Listra (14.6-20)
Derbe (14.21-22)
Listra (14.22)
Iconio (14.22)
Antioquía de Pisidia (14.22)
14.24-25Panfilia
Perge
Atalia
14.26-28De regreso a Antioquía de Siria para reportar
-La carta a los Gálatas probablemente fue escrita entre el primer viaje misionero y la visita a Jerusalén

Su viaje al Concilio de Jerusalén (48 o 49 d.c.)

Hechos 15.1-35Cuarta visita a Jerusalén: Pablo y Bernabé reportan sobre la conversión de los Gentiles al Concilio. El Concilio redacta una carta a los Gentiles, y la envía con Judas y Silas, Pablo y Bernabé.

Su segundo viaje misionero (48 o 49 a 51 d.c.)

Hechos 15.36-18.22
15.36-40Antioquía - Bernabé y Pablo se dividen - Bernabé va con Juan Marcos, Pablo con Silas
15.41Siria y Cilicia
16.1-5Pisidia
Derbe
Listra
Iconio
16.6Frigia y Galacia
16.7Misia
16.8-10Troas (la visión del hombre de Macedonia)
16.11-17.15Macedonia
Samotracia (16.11)
Neápolis (16.11)
Filipos (16.12-40)
Anfípolis y Apolonia (17.1)
Tesalónica (17.1-9)
Berea (17.10-15)
17.15-18.18Acaya
Atenas (17.15-34)
Corinto (18.1-17)
Pablo escribió 1 y 2 Tesalonicenses desde Corintio
Cencrea - rapó la cabeza (18.18)
18.18-20Siria (Asia)
Éfeso
18.22Cesarea y Jerusalén (quinta visita)
18.22Antioquía

Su tercer viaje misionero (52-57 d.c.)

Hechos 18.23-21.14
18.23Galacia y Frigia
19.1-20.1Éfeso (Pablo escribió 1-2 Corintios durante este tiempo)
20.1-4Macedonia y Grecia [(Pablo escribió Romanos desde Corinto durante este tiempo)
20.6-38Asia
Troas (20.5-12)
Asón (20.13-14)
Mitilene (20.14)
Quío (20.15)
Samos (20.15)
Trogilio (20.15)
Mileto (20.15-38)
21.1-2Cos
Rodas
Patara
21.3-7Siria
Tiro (21.3-6)
Tolemaida (21.7)
21.8-14Cesarea - Felipe y Agabo le suplican a Pablo que no vaya a Jerusalén
Romanos 15.22-29En rumbo a Jerusalén con una ofrenda de Macedonia y Acaya, Pablo expresa su deseo de pasar después por Roma en camino a España

Su encarcelamiento en Cesarea (57-59 d.c.)

Hechos 21.15-26.32 (sexta visita a Jerusalén, con la ofrenda)En Jerusalén visitó a Jacobo y los ancianos
Lleva a cuatro judíos al templo para cumplir sus votos y rasurar sus cabezas. Algunos judíos de Asia lo ven en el templo y alborotan la multitud. Pablo habla con la multitud, pero se enojan más. Los romanos lo encarcelan, y el siguiente día habla ante el Sanedrín.
40 hombres hacen un complot inexitoso para emboscar y matar a Pablo. Esa noche los romanos lo trasladan a la cárcel en Cesarea
5 día después tiene su juicio ante Félix
Félix lo deja en prisión por dos años, buscando un soborno
Festo reemplaza a Félix y unos días después de llegar a Cesarea

Su viaje a Roma (59-60 d.c.)

Hechos 27.1-28.16Fue a Sidón (con el centurión Julio y Aristarco)
Cambió barcos en Mira
A la isla de Gnido
A la isla de Creta, primero a la ciudad de Salmón, después a Buenos Puertos. Pablo pidió que pasaran el inviero ahí, pero el capitán no quiso
Durante una fuerte tormenta pasaron por la isla de Clauda
Naufragio en la isla de Malta, donde pasaron 3 meses. Pablo fue mordido por una víbora
Viaje a Siracusa, Regio y Puteoli
Llega a Roma, acompañado por un delegado de Cristianos romanos

Su encarcelamiento en Roma (60-62 d.c.)

Hechos 28.17-30Pablo pasa dos años encarcelado en una casa

(En este tiempo escribió Efesios, Filipenses, Colosenses y Filemón)

Un posible cuarto viaje misionero (62-65 d.c.)

1 Timoteo, 2 Timoteo, TitoPablo deja Tito en Creta. Después Pablo pide que Timoteo se reune con él (Timoteo está en Éfeso, y Pablo posiblemente en la provincia de Asia?)

N. T. Wright compara a Saulo de Tarso con una terrorista del medio-oriente, tan apasionado por su religión que estaba dispuesto a oponerse violentemente a los que practicaban otra religión.


Pablo era Judío, pero Cristo lo envió como misionero a los Gentiles. Tuvo un pie en la cultura de ambos. Para entender a Pablo debemos aprender el trasfondo cultural tanto de los Judíos como de los griegos.


Pablo podía discutir y combatir hábilmente con cualquier adversario (¡lee las palabras fuertes que usa en Hechos 13.9-11!), pero también podría ser suave y diplomático con las personas, y escribir con ternura. (Smyth, Paul: Mystic and Missionary, 3)


Pablo, sin querer, causaba alborotos y caos dondequiera que iba. En Hechos 9.30-31, cuando las iglesias enviaron a Pablo a otro lugar, podían tener paz. "Aparentemente, podrías tener a Pablo, o podrías tener paz. No era fácil tener a ambos." (Smyth, Paul: Mystic and Missionary, 4)


Pablo parece haber sido una persona inquieta, siempre viajando, siempre activo. Muy infrecuentemente quedaba en un solo lugar. Sin embargo su interes no era para los lugares sino las personas: "No hay evidencia que a Pablo le interesaba mucho Corinto, Éfeso, Roma o Galacia. Estaba intensamente interesado en los Corintios, los Efesios, los Romanos y los Gálatas." (Smyth, Paul: Mystic and Missionary, 18)


Pablo era una persona urbana. Siempre lo encontramos en las ciudades, en la vida cosmopolitana, no en el campo o en lugares retirados. (Smyth, Paul: Mystic and Missionary, 5)


Pablo fue atacado por varios adversarios, y pasó mucho tiempo defendiéndose a si mismo y a su ministerio, tanto en Hechos como en sus cartas.


Pablo era una persona incansable, dedicado al trabajo, y más de una vez mencionó su práctica de trabajar día y noche. La Biblia no nos da la impresión que Pablo tuvo "hobbies", intereses recreativos. (Smyth, Paul: Mystic and Missionary, 20)


A Pablo le gustaba comunicar. Casi siempre la Biblia lo menciona, Pablo está hablando o escribiendo.


Pablo no era un locutor elocuente. Otros criticaban su habilidad retórica (2 Corintios 10.10), y Pablo mismo parece admitir su debilidad retórica en 1 Corintios 2.1-3. (Smyth, Paul: Mystic and Missionary, 22)


Pablo amaba a su propio pueblo, los Judíos, pero muchas veces los critica severamente. (Smyth, Paul: Mystic and Missionary, 31)


Pablo era un hombre de oración. Siempre mencionó sus oraciones en sus cartas, y pedía que otros oraran por él.